¿Sabe cuál de las siguientes opciones no es una característica del asesoramiento eficaz?

Fuente: pexels.com



El asesoramiento eficaz, ya sea en línea o en persona, puede ser una gran herramienta para ayudar a las personas a sanar. El asesoramiento puede ayudarlo durante los momentos difíciles de su vida o puede usarse para tratar enfermedades mentales. Hablar sobre sus problemas con un profesional experimentado puede alentarlo a obtener una nueva perspectiva o aprender habilidades que lo ayuden a enfrentar los problemas recurrentes a largo plazo.



Eso no significa que toda la consejería sea efectiva o que todos los consejeros sean buenos en lo que hacen. La consejería ineficaz no tendrá los mismos efectos (de hecho, puede tener efectos negativos), por lo que encontrar la opción adecuada es importante si desea ver resultados.

En una sociedad multicultural, también es importante que los consejeros sean culturalmente eficaces. La capacidad de un consejero para superar las barreras culturales puede tener un gran impacto en la calidad de los servicios que reciben sus clientes. Este es solo un ejemplo de lo que significa ser un consejero eficaz. Hay muchas otras cosas que puede buscar al elegir un consejero que satisfaga sus necesidades.



¿Sabe cuál de las siguientes no es una característica de la consejería eficaz?

  1. Utiliza métodos probados (sí)

Los consejeros capacitados y experimentados utilizan métodos probados que están respaldados por la ciencia. Su consejero debe poder responder adecuadamente cualquier pregunta que tenga sobre su tratamiento y las preocupaciones que pueda tener.

comment gérer les gens en colère

Por ejemplo, la terapia cognitivo-conductual (TCC) es una forma común de terapia que se usa para tratar una amplia gama de problemas, desde la ansiedad y la depresión hasta la adicción y los problemas de relación. La TCC es una terapia a corto plazo que se centra en objetivos y tiene como objetivo ayudar al paciente a cambiar los pensamientos y comportamientos problemáticos. Cuando recibe CBT, sabe que está recibiendo un tratamiento que ha sido estudiado y es efectivo. También debe tener al menos una idea de qué esperar.

Algunos otros tipos populares de terapia incluyen:



  • Terapia psicodinámica
  • Terapia interpersonal
  • Terapia familiar
  • Consejería de relaciones
  • Terapia de grupo

En la consejería, es importante ponerse de acuerdo en un marco común de ideas para que el consejero y el cliente puedan seguir adelante usando el mismo lenguaje y entendiéndose mutuamente.

  1. Soluciona sus problemas (No)

Algunas personas pueden pensar que se supone que un asesoramiento eficaz soluciona todos sus problemas, pero eso no es cierto. No es responsabilidad del consejero hacer que esos cambios ocurran. Además, tener a alguien más que solucione sus problemas no provocará el tipo de cambios a largo plazo que puede traer la consejería. Los clientes necesitan aprender a solucionar sus problemas por sí mismos, con la ayuda del proceso de asesoramiento.



Fuente: pexels.com

Idealmente, un asesoramiento eficaz le brindará las herramientas y la información que necesita para realizar los cambios positivos que anhela en su vida. Es por eso que los grandes consejeros no sugieren soluciones a sus problemas ni le dicen lo que debe hacer. En cambio, es posible que le pidan que cree una lista de cosas que puede hacer para alcanzar sus metas.

Un consejero podría trabajar para ayudarlo a repensar los patrones de pensamiento y las emociones subyacentes que alimentan sus problemas. En lugar de concentrarse en sus defectos o debilidades, un consejero podría ayudarlo a comenzar a concentrarse en las cosas que está haciendo bien o en sus fortalezas. El trabajo de un consejero es ayudar sin quitarle poder al cliente. La idea es capacitar a las personas para que se ayuden a sí mismas.

  1. Establece confianza (sí)

Las relaciones de asesoramiento eficaces se basan en la confianza. Como paciente, debe comprender sus derechos. Cuando comience a asesorar, debe esperar confidencialidad y confianza en que su asesor mantendrá ese estándar. Además, debe sentirse seguro y confiado de que puede compartir sus verdaderos pensamientos y sentimientos con su consejero sin ser juzgado.

La relación de consejería no puede ser eficaz si se siente juzgado y, como resultado, se abstiene de compartir información importante. De manera similar, puede ser difícil para un consejero tratarlo de manera efectiva si a menudo lo descubre en mentiras y no puede estar seguro de si alguna vez está diciendo la verdad.



Es importante que tanto el paciente como el consejero trabajen hacia los mismos objetivos. Desde el principio, deben ser abiertos y honestos entre sí, y tratar de mantener esa apertura y honestidad durante todo el proceso. Debe intentar pasar por el asesoramiento sin escatimar esfuerzos. De lo contrario, no será tan eficaz.

  1. Crea una conexión emocional (No)

Puede ser difícil abrirse a alguien con una enfermedad mental o eventos difíciles en su vida, pasada y presente. Por lo tanto, tiene sentido que una vez que encuentre a una persona en la que pueda confiar, es muy probable que forme una conexión emocional con ella.

Es importante que los consejeros estén atentos a estas cosas y procuren mantener profesional la relación con sus clientes. Debería gustarle su consejero, y su consejero debe ser amable y empático, pero el asesoramiento eficaz no implica más que una relación terapéutica. Un consejero no debería ser tu consejero y venderte un coche o invitarte a una cita. Existen reglas contra las relaciones duales o múltiples entre consejeros y clientes. Solo debe existir la relación terapéutica profesional.

Fuente: pexels.com

  1. Facilita el cambio (sí)

Es posible que los consejeros no estén calificados para arreglar su vida por usted, pero están capacitados para guiarlo y ayudarlo a ver las cosas en la vida con mayor claridad. Tu consejero no debe tomar decisiones por ti ni actuar en tu vida en tu nombre. En cambio, deben escuchar y hacer todo lo posible para empoderarlo para que tome decisiones importantes o cambios positivos en su propia vida.

A veces, puede quedarse atrapado en un estado de ánimo que no le sirve y perpetúa sus problemas. El asesoramiento puede ayudarlo a ver las cosas desde una nueva perspectiva. Los consejeros te animan mostrándote cuáles son tus fuertes cualidades y enfatizando las cosas positivas en lugar de insistir en las negativas. La asesoría puede facilitar el cambio al ayudarlo a soltar el dolor del pasado que lo ha estado frenando.

morale objective
  1. Muestra empatía (sí)

Un buen consejero es empático, lo que significa que un consejero eficaz puede encontrar formas de relacionarse con su situación y hacer que se sienta escuchado. Si se reúne con un consejero que parece aburrido por sus problemas, no está interesado en escuchar lo que tiene que decir, parece juzgarlo o lo hace sentir pequeño, puede imaginar que el asesoramiento que reciba de él no será muy bueno. eficaz.

Los consejeros eficaces pueden ponerse en el lugar de sus clientes y suspender el juicio, incluso si nunca antes han estado en el mismo tipo de situación. La meta de su consejero debe ser comprender y ayudarlo a alcanzar sus metas. Los consejeros siempre deben tener como objetivo crear un entorno seguro y comprensivo, donde sus clientes se sientan libres de compartir sus problemas y desafíos abiertamente.

Fuente: pexels.com

  1. Culpa de lugares (No)

Si un consejero intenta culpar de sus problemas a factores externos como la familia, los amigos y el trabajo, no son efectivos. El objetivo debe ser darle el poder de manejar sus problemas y no culpar automáticamente a otras personas / cosas. Dado que no puede controlar lo que hacen otras personas, la clave del asesoramiento es aprender a ser consciente de sus sentimientos y concentrarse en las cosas que puede cambiar.

Nuevamente, el objetivo de la consejería debe ser educarlo, hacer que se sienta escuchado y capacitarlo para hacer las mejoras necesarias en su vida. Al enseñarle a culpar de sus problemas a otras cosas, un consejero no le ayudará a volverse más fuerte. La consejería efectiva debería ayudarlo a aprender a enfrentar sus problemas sin importar los obstáculos externos, como un familiar o compañero de trabajo difícil.

  1. Flexible (si)

Todos somos únicos, por lo que el tratamiento también debe ser único. Los consejeros deben admitir cuando su primera línea de tratamiento no está funcionando. A veces, los consejeros deben estar dispuestos a cambiar a medida que cambian las cosas y aprenden más sobre sus clientes. Si un cliente comienza a resistirse al tratamiento, su progreso puede detenerse. Los consejeros deben ser flexibles y encontrar la manera de comunicarse con su cliente.

Los tratamientos como la TCC son relativamente cortos, pero el asesoramiento no se puede apresurar. A veces se necesita tiempo. Tanto el cliente como el consejero deben ser pacientes y estar dispuestos a trabajar en las cosas, incluso cuando se vuelve difícil. Los consejeros eficaces reconocen que no existe una única forma de hacer las cosas todo el tiempo. Los pacientes deben ser tratados siguiendo ciertas pautas, pero hasta cierto punto también según el caso.

Conclusión

Encontrar un consejero eficaz puede ayudarlo a lograr grandes cambios positivos en su vida. Sin embargo, existen algunas señales de advertencia de consejería ineficaz que siempre debe tener en cuenta. Los consejeros están capacitados para seguir ciertas reglas y pautas. Para que la relación de consejería sea efectiva, se deben seguir esas pautas, y la relación de consejería debe tener límites que no se sobrepasen.