¿Cuáles son los criterios de depresión del DSM 5?

Casi todo el mundo está triste de vez en cuando. Sin embargo, aunque la depresión es común, no todas las personas que experimentan tristeza reciben un diagnóstico de depresión. Entonces, ¿cómo determina un profesional médico si está deprimido o no? La respuesta se encuentra en el Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales (DSM). El DSM-5 establece explícitamente los criterios para la depresión clínica. Esto es lo que tiene que decir el DSM-5 sobre el diagnóstico de depresión.

Criterios DSM 5 para la depresión

La definición de depresión del DSM 5 es más que una simple descripción de una oración. En cambio, es una explicación detallada y completa de los síntomas que están presentes para poder determinar un diagnóstico de depresión. Además de una lista y descripción de los síntomas, el DSM proporciona reglas específicas para hacer ese diagnóstico.





Fuente: filestokyo.cf

politique de violence domestique de la nfl

Criterios principales

El DSM-5 identifica varios síntomas diferentes de depresión, pero hay dos criterios principales que deben tenerse en cuenta. Estos dos son estado de ánimo deprimido y anhedonia. El estado de ánimo deprimido tiene que ver con la tristeza o las emociones negativas. Anhedonia significa que ya no sientes ningún placer o interés por las cosas que antes disfrutabas. Debe tener uno u otro de estos dos criterios principales para ser diagnosticado como deprimido.



Síntomas secundarios

Si cumple con uno de los dos criterios principales, se considerarán los síntomas secundarios. Estos incluyen síntomas somáticos relacionados con su cuerpo físico, así como síntomas no somáticos que están relacionados con el pensamiento y la emoción.

Síntomas somáticos



Sientes los síntomas somáticos de la depresión en tu cuerpo. Y puede notar que su cuerpo está cambiando mientras está deprimido. Los siguientes son síntomas somáticos o relacionados con el cuerpo que se mencionan en los criterios de depresión del DSM-5.

  • Dificultades para dormir: si está deprimido, es posible que tenga insomnio o que duerma más de lo habitual. Es posible que tenga problemas para conciliar el sueño o permanecer dormido. A veces, las personas con depresión se despiertan muy temprano y no pueden volver a la cama. A menudo, especialmente en los jóvenes con depresión, las personas duermen mucho más de lo habitual. El sueño excesivo se llama hipersomnia.
  • Cambios en el apetito o el peso: mientras está deprimido, es posible que descubra que no tiene mucho apetito por ningún tipo de alimento. O puede tener ganas de comer constantemente. Es el cambio lo que es importante para el diagnóstico. Lo mismo ocurre con el aumento o la pérdida de peso. Puede perder o aumentar de peso durante la depresión. Lo que le da pistas a su médico de que usted tiene depresión es que estas cosas están cambiando.
  • Poca concentración: la escasa concentración ocurre durante la depresión porque su cerebro no está funcionando tan bien como normalmente lo hace. Es posible que tenga dificultades para concentrarse en su trabajo, sus quehaceres diarios o incluso en actividades de ocio, como ver una película o leer un libro.
  • Fatiga: los criterios del DSM para la depresión mencionan la fatiga física y la pérdida de energía. Esto incluye disminución de la actividad, sensación de cansancio, poca energía, disminución de la resistencia, sensación de debilidad, pesadez, lentitud o lentitud, tener que esforzarse más para realizar las mismas tareas físicas o sentirse somnoliento.
  • Agitación o retraso psicomotor - Básicamente, este criterio tiene que ver con una desaceleración o aceleración de tus reacciones físicas y emocionales. En el retraso psicomotor, es posible que piense y se mueva muy lentamente. En la agitación psicomotora, puede sentirse inquieto, ansioso, irritable y tenso. Puede tener pensamientos acelerados o no poder quedarse quieto.

Síntomas no somáticos

Los síntomas no somáticos de la depresión incluyen emociones. También incluyen el contenido de sus pensamientos. Estos son síntomas no somáticos de depresión descritos en el DSM-5:



  • Estado de ánimo deprimido: el estado de ánimo deprimido se trata de emociones. Se siente triste o deprimido.
  • Anhedonia: se trata de una pérdida de placer, interés o disfrute.
  • Sentimientos de inutilidad o culpa: este síntoma de depresión está presente cuando sientes que no hay valor en ti mismo como persona. Los sentimientos de culpa injustificados también son comunes cuando está deprimido.
  • Pensamientos de suicidio o muerte: si piensa mucho en la muerte o tiene pensamientos de suicidio, no es solo un síntoma de depresión, es fundamental que obtenga ayuda de inmediato.

Fuente: pexels.com

Diagnóstico de la depresión con el DSM 5

Hacer un diagnóstico no es una tarea sencilla. Los profesionales de la salud mental estudian durante años para comprender cómo hacerlo con precisión. Por eso es importante no intentar diagnosticarse a sí mismo ni a otra persona. Conocer los síntomas puede ayudarlo a decidir si buscar ayuda, pero una vez que lo haga, el profesional hará el diagnóstico.

Una cosa que debe saber es que, además de la lista y descripción de los síntomas, el DSM-5 describe varios otros criterios para hacer un diagnóstico de depresión. Las siguientes son algunas de las pautas dadas en el DSM.

Número de síntomas



Durante una consulta y entrevista, su profesional médico le preguntará acerca de cada uno de los síntomas descritos en el DSM-5. Anotan si tiene uno de los dos síntomas principales de la depresión (estado de ánimo deprimido o anhedonia) y agregan a eso cada uno de los síntomas secundarios que está experimentando. Si tiene cinco o más síntomas en total, el DSM-5 recomienda un diagnóstico de depresión.

très émotif

Duración e impacto

Mientras evalúa sus síntomas y decide si contarlos o no, su profesional de salud mental toma nota de la duración de sus síntomas y del gran efecto que están teniendo en su vida. Para recibir un diagnóstico de depresión, experimentará cinco o más síntomas la mayor parte del día todos los días durante un período de dos semanas. Además, prestarán atención a lo angustiantes que son estos síntomas para usted y si afectan su funcionamiento en el trabajo, en situaciones sociales y en otros aspectos de su vida.

Otras causas de síntomas

Antes de recibir un diagnóstico de depresión, su médico deberá descartar otras razones por las que podría tenerla. Muchas afecciones médicas pueden simular signos de depresión. Además, su médico deberá determinar si los síntomas se deben al abuso de sustancias. Si no hay nada más que cause sus síntomas, el diagnóstico puede ser depresión.

Todo o ninguno diagnóstico

El diagnóstico de depresión que sugiere el DSM 5 es un diagnóstico de todo o nada. Cada síntoma se considera presente o no presente. Los criterios no especifican la gravedad de los síntomas, solo si están presentes o no. Por lo general, la gravedad de la afección se puede determinar mediante el uso de escalas de depresión como la Escala de calificación de depresión de Hamilton.

Fuente: pexels.com

Sin embargo, un estudio sugirió que los síntomas enumerados en el DSM-5 para la depresión podrían usarse para determinar la gravedad del trastorno mental. Los investigadores explicaron que los síntomas somáticos se pueden utilizar para distinguir la depresión moderada de la no depresión. Por otro lado, es más probable que los síntomas no somáticos sean prominentes en la depresión severa y pueden usarse para separar la depresión moderada de la severa.

Código de depresión DSM 5

El DSM-5 se utiliza con la Clasificación Internacional de Enfermedades (ICD-10), que proporciona cada código de depresión del DSM, así como códigos para otras afecciones médicas. El código DSM 5 de depresión de la ICD-10 está determinado por la gravedad, que puede ser leve, moderada o grave, así como por el estado, como deprimido, en remisión o con episodios depresivos recurrentes. Aunque a veces se le denomina código DSM 5 para la depresión, el código es en realidad del ICD-10.

Especificadores adicionales en los criterios de depresión del DSM V

Además de la información de diagnóstico en las versiones anteriores del DSM, el DSM-5 ofrece dos especificadores más a considerar al diagnosticar la depresión. La primera nueva clasificación es la depresión 'con características mixtas'. Este especificador señala síntomas de manía dentro de un episodio depresivo. El segundo es 'con angustia ansiosa'. Esto reconoce la presencia de síntomas de ansiedad que ocurren junto con la depresión.

aime mon fils

¿El DSM-5 recomienda tratamientos?

El DSM-5 fue diseñado como un manual para el diagnóstico. No recomienda ningún tratamiento en absoluto. Los profesionales médicos utilizan este manual únicamente para determinar si alguien tiene una enfermedad mental. Dependen de otras fuentes para determinar qué hacer al respecto.

Qué hacer si cree que está deprimido

No es prudente intentar diagnosticarse a sí mismo. Entonces, ¿qué hace si siente que podría estar deprimido? Lo mejor que puede hacer es hablar con un profesional de la salud mental para obtener un diagnóstico experto. Entonces, sabrá si necesita hacer más. El tratamiento puede incluir medicamentos, psicoterapia o una combinación de terapias.

Ya sea que tenga depresión o simplemente se sienta triste, hablar con un terapeuta puede ayudarlo a comprender sus reacciones y encontrar mejores formas de lidiar con ellas. Es fácil conectarse con un consejero para terapia en línea en BetterHelp. Luego, puede discutir sus síntomas, así como las situaciones y eventos que le preocupan. Además, puede obtener apoyo de alguien que comprenda por lo que está pasando y que lo escuche sin juzgarlo. Finalmente, puede explorar formas de cambiar sus pensamientos y comportamientos para mejorar su estado de ánimo y funcionamiento.

La depresión puede hacer que su vida parezca triste, lúgubre, angustiosa e incluso insoportable. Puede evitar que viva la vida que desea. Sin embargo, no tiene que aceptar la depresión como algo inevitable y simplemente obligarse a vivir con ella. En cambio, puede obtener ayuda para superar su depresión y más allá.