Vitaminas para la memoria: mejores suplementos para la memoria

Fuente: rawpixel.com



Confía en él todos los días para todo tipo de actividades, desde hablar hasta comprar y trabajar su memoria. Cuando te falla o te decepciona, puede ser frustrante y vergonzoso. Mucha gente quiere mejorar su memoria. Esto puede ser especialmente cierto si está envejeciendo y comienza a ver algunas disminuciones.



exemples d'optimisme

Por esta razón, algunas personas optan por tomar suplementos para mejorar la memoria. Hay muchas vitaminas para la memoria diferentes y otros suplementos para la memoria que podría considerar tomar. Obtenga más información sobre las opciones que están disponibles para usted y los beneficios que podría ver con cada opción:

Gingko Biloba



Cuando piensa en suplementos para la memoria, el gingko biloba puede venir a la mente casi de inmediato. Este extracto se deriva de las hojas del árbol Gingko Biloba. Los potenciadores de memoria de Gingko Biloba se comercializan como un gran remedio para mejorar su memoria. Si bien este es uno de los principales suplementos, piensa la gente, la investigación sobre los beneficios del gingko biloba es bastante heterogénea.

Las primeras investigaciones fueron prometedoras e indicaron algunos beneficios del gingko biloba para mantener la memoria. Desafortunadamente, algunos estudios más recientes y más amplios sugieren que este suplemento no ralentiza ni previene los problemas de memoria. Como resultado, ha caído en desgracia como posible ayuda para la memoria. Esto no significa que no pueda tomar Gingko Biloba para la memoria, pero es posible que no muestre los resultados exactos que busca.

Aceite de pescado



La investigación ha encontrado que las pastillas de aceite de pescado pueden ser útiles para la memoria. Un grupo de adultos jóvenes de 18 a 25 años recibió aceite de pescado todos los días durante seis meses. Las píldoras de aceite de pescado parecieron mejorar su memoria de trabajo hasta en un 23%. ¿Por qué el aceite de pescado ayudaría a la memoria? La respuesta son los ácidos grasos omega-3 que contiene el aceite de pescado. El ácido graso omega-3 es un nutriente esencial que el cerebro y el cuerpo necesitan para un rendimiento máximo.

Desafortunadamente, el cuerpo no puede producir ácidos grasos omega-3. La única forma de obtenerlos es a través de la dieta. Los especialistas en salud recomiendan comer dos o más porciones por semana de alimentos que contengan ácidos grasos omega-3. Los alimentos potenciales incluyen pescado y nueces. Sin embargo, para asegurarse de obtener los niveles adecuados, es posible que desee tomar una pastilla de aceite de pescado a diario. Esta también es una buena solución para personas con dietas restrictivas.

Vitamina e



mon ex reviendra-t-il

Investigaciones recientes indican que la vitamina E puede ser otra buena vitamina para la memoria. En particular, esta vitamina parece beneficiar la salud mental de los adultos mayores. En un estudio específico, algunas personas recibieron altas cantidades de vitamina E. Los resultados indicaron que grandes dosis de vitamina E parecían ayudar al funcionamiento cognitivo de las personas que tenían síntomas leves a moderados de la enfermedad de Alzheimer.

Sin embargo, la vitamina E presenta un desafío. Las dosis altas utilizadas en este estudio y que han demostrado ser útiles no son seguras de tomar de forma regular. Cantidades tan grandes de vitamina E pueden causar problemas cardiovasculares y pueden aumentar el riesgo de ciertos tipos de cáncer. En la mayoría de los casos, las personas pueden obtener cantidades suficientes de vitamina E de su dieta. Es mejor hablar con su médico antes de tomar este suplemento.

Vitamina B12

Fuente: pexels.com



Otra vitamina propuesta como refuerzo de la memoria para las personas con enfermedad de Alzheimer es la vitamina B-12. Esta vitamina puede resultar útil porque parece ayudar a mantener las células nerviosas del cerebro. También promueve la producción de glóbulos rojos. Los glóbulos rojos transportan oxígeno por todo el cuerpo, incluido el cerebro. Es fácil concluir que, en general, más oxígeno en el cerebro es bueno.

Hoy en día, muchas personas tienen una deficiencia de vitamina B-12. Esto parece ocurrir con frecuencia en vegetarianos y adultos mayores. Tal deficiencia puede causar problemas de salud, incluida cierta pérdida de memoria. Para las personas con deficiencia, un suplemento de vitamina B-12 puede ser útil para mejorar la memoria. Las investigaciones sugieren que la vitamina B-12 puede no ser útil en general como refuerzo de la memoria, solo para aquellos con una deficiencia.

Curcumina

Es posible que nunca hayas oído hablar de la curcumina y con razón. Es un compuesto que se encuentra en la cúrcuma, con el que es más probable que esté familiarizado. La cúrcuma se usa a menudo en la cocina india. Se ha implicado en varios estudios que proporciona beneficios potenciales para la salud. Algunos estudios incluso sugieren que puede promover la salud del cerebro después de un accidente cerebrovascular y frente a la enfermedad de Alzheimer.

mon ex petite amie reviendra-t-elle

Como se señaló, parece ser el compuesto específico curcumina el que proporciona beneficios para la salud y el cerebro. La curcumina no es una vitamina; parece ser un antioxidante. Esto significa que puede ayudar a proteger las células contra cualquier daño potencial causado por radicales libres nocivos. Esto también tiene propiedades antiinflamatorias. Esto parece ayudar a proteger el cerebro contra daños y deterioros.

En un estudio de adultos (de 51 a 84 años), que tenían algún tipo de problemas leves de memoria, los participantes recibieron curcumina todos los días o un placebo. Los resultados indicaron que las personas que tomaron curcumina mostraron una mejora en las pruebas de memoria. Aquellos que solo tomaron el placebo no tuvieron una mejora significativa en la memoria. Esto sugiere que la curcumina puede ser un suplemento útil para estimular la memoria.

Colina

Investigaciones recientes sugieren que una dieta rica en colina puede conducir a mejores resultados para el rendimiento de la memoria. La colina se puede encontrar en muchos alimentos, incluidos los huevos, el hígado, la leche, el pollo, el pescado de agua salada, las legumbres, la soja y los frijoles. En este momento, la investigación es correlacional, ya que se ha encontrado una relación, pero los investigadores necesitan hacer más investigaciones para determinar una explicación causal.

Si está interesado en obtener más colina en su dieta para mejorar potencialmente la memoria y reducir su riesgo de demencia, podría considerar seguir una dieta de estilo mediterráneo. Esta dieta es rica en pescado, verduras, frutas, cereales integrales y grasas saludables. Si bien este enfoque dietético puede ayudar a su cerebro, también se ha descubierto que brinda otros beneficios en el funcionamiento de la salud física y mental.

Recomendaciones

Ciertos enfoques dietéticos y el uso de los mejores suplementos para la memoria pueden ser útiles para proteger su funcionamiento cognitivo a medida que envejece. Sin embargo, la investigación sobre algunos de los suplementos potenciales aún es muy variada, y se necesita más investigación para aclarar los beneficios que estos suplementos pueden proporcionar. Si está buscando mejorar y mantener su memoria, también existen otros enfoques.

comment rompre avec sa petite amie

Fuente: rawpixel.com

faire taire votre critique intérieur

Otra forma de mantener la memoria es mediante el ejercicio físico. Las investigaciones han demostrado que estar físicamente sano es bueno para el cerebro. Promueve el buen flujo sanguíneo, que el cerebro necesita para un funcionamiento óptimo. También querrá mantenerse mentalmente activo a medida que envejece. Puede mantener su mente activa haciendo ejercicios mentales desafiantes como crucigramas y otros juegos mentales.

A corto plazo, puede mejorar su memoria probando varias técnicas. Mejore la capacidad de su memoria a corto plazo agrupando la información y usando mnemónicos. Ayuda a tu cerebro a transferir información de la memoria a corto plazo a la memoria a largo plazo durmiendo lo suficiente. El sueño es crucial para el hipocampo, que es la parte del cerebro que transfiere información a la memoria a largo plazo.

Si tiene problemas con su memoria y la encuentra particularmente mala o diferente de lo que suele ser, es posible que desee buscar consejo médico. Algunas afecciones médicas pueden afectar la memoria, y siempre es bueno que un profesional médico lo evalúe, haga un diagnóstico apropiado y recomiende un tratamiento. En otros casos, la memoria y el funcionamiento cognitivo también pueden verse afectados por problemas de salud mental.

Los trastornos como la ansiedad y la depresión pueden dificultar la concentración de las personas. Casi puede parecer que tienen un trastorno de falta de atención, pero es solo un subproducto del problema de salud mental más amplio. Dadas las dificultades con la atención y la concentración, las personas con estos trastornos pueden tener menos información que incluso poner en su memoria. Entonces, puede que les resulte difícil retener información.

Si sospecha que una de estas condiciones puede estar afectando su memoria, entonces querrá buscar tratamiento de salud mental. Un profesional, como un consejero o un terapeuta, puede ayudarlo a reducir su ansiedad y síntomas depresivos, lo que puede ayudar a mejorar su funcionamiento general. En general, los profesionales de la salud mental también pueden ayudarlo a identificar estrategias que podría utilizar para mejorar su memoria.

En otros casos, las personas luchan por tener recuerdos que les resultan desagradables, que quizás les afecten en momentos inoportunos y que les gustaría dejar atrás. Esto puede ocurrir en casos de trauma. Un terapeuta capacitado también puede ayudar con estas inquietudes. Pueden ayudarlo a superar los recuerdos difíciles y mover su mente al presente para que pueda disfrutar de su vida diaria.

Fuente: rawpixel.com

Si determina que el tratamiento de salud mental sería un componente útil para abordar las disminuciones de su memoria, los cambios en el funcionamiento cognitivo u otras inquietudes que puedan afectarlo, tómese el tiempo para buscar un terapeuta o consejero en línea. Muchas personas ahora optan por buscar asesoramiento sobre salud mental a través de recursos en línea, para poder obtener la ayuda que necesitan, en un horario que sea conveniente para ellos.