¿Cómo se definen las relaciones codependientes?

En las relaciones, la lealtad es una característica muy valorada. De hecho, la lealtad es una característica que la gente admira mucho en sus amigos y familiares. Se siente muy bien saber que podemos contar con alguien que nos respalde. La lealtad es una buena cualidad a menos que contribuya a la codependencia.

Fuente: rawpixel.com

Si tiene una relación con alguien que está luchando contra el abuso de sustancias, sabe lo importante que es para esa persona contar con su apoyo y lealtad incondicionales. Al mismo tiempo, es dolorosamente consciente de lo fácil que es para ellos recaer. También sabe que es posible que deba repetir el tratamiento más de una vez antes de que puedan estar sobrios a largo plazo. Los factores estresantes de la vida pueden hacer que vuelvan a tener un comportamiento negativo en cualquier momento, incluso si han estado sobrios durante mucho tiempo.



Si bien estás comprometido con tu pareja, a veces te das cuenta de que le pones excusas para que otros también la acepten. Por más difícil que sea quedarse con su pareja, se siente imposible dejarlos a pesar de que siente que la relación se está volviendo cada vez más tóxica y siente que está perdiendo más de sí mismo con cada día que pasa. Empieza a resentir el hecho de que ha estado diciendo mentiras y encubriendo a su pareja cada vez que comete un error o alguien la critica. Estos son posibles signos de codependencia dentro de la relación.



La codependencia es común entre amigos y familiares de personas que padecen un comportamiento adictivo. Es importante tener en cuenta que es una condición que realmente puede ocurrir en una relación con cualquier persona. Al reconocer los signos de la codependencia, puede obtener ayuda para llevar la relación a un estado más saludable o ganar la confianza para dejar la relación.

Definición de relaciones codependientes

La codependencia es un término para una condición basada en el comportamiento en la que una persona en una relación ayuda a la adicción, la falta de responsabilidad o la mala salud mental de otra persona. Las personas codependientes dependen de otras personas para obtener aprobación y asegurar su sentido de identidad.



Al decidir cómo definir el comportamiento codependiente, las definiciones exactas varían bastante. Las relaciones codependientes pueden depender de la situación o los patrones de comportamiento poco saludable. Una relación codependiente también puede deberse a un problema de salud mental subyacente. Parte de la razón por la que las relaciones codependientes son difíciles de definir es que no hay claridad sobre cómo definirlas exactamente. Una relación codependiente refleja más ladinámicaen una relación entre dos personas.

Entender más sobre la codependencia

Para comprender mejor si tiene una relación codependiente con una pareja, un familiar o un amigo que no es saludable, es útil conocer algunos hechos notables al respecto.

Los investigadores comenzaron a aprender sobre la codependencia después de muchos años de estudiar los efectos del comportamiento de los alcohólicos en sus familiares y amigos cercanos. En ese momento, comenzaron a usar el término adicción a las relaciones para describir a las personas codependientes.



Los médicos generalmente creen que la codependencia esaprendidocomportamiento. Las personas lo aprenden observando e imitando a otras personas que muestran el mismo tipo de comportamiento. La codependencia es tan frecuente en algunas familias que puede transmitirse de una generación a otra.

Los médicos están de acuerdo en que la codependencia es una condición de comportamiento que afecta la capacidad de una persona para tener una relación sana y feliz para ambos. Uno de los signos de una relación codependiente es una persona que forma o mantiene relaciones unilaterales, abusivas o emocionalmente destructivas.

Familias disfuncionales y codependencia

Los investigadores se interesaron en el tema de la codependencia después de enterarse de que las personas que luchan contra las adicciones a menudo tenían relaciones con otras personas que se volvían codependientes de ellas. Hoy, este descubrimiento ha llevado al descubrimiento de una definición más amplia de codependencia. El término codependencia puede referirse a cualquier persona codependiente de una familia o relación disfuncional. Esa relación puede pertenecer a un cónyuge, padre, hermano, amigo o compañero de trabajo. Los médicos también han observado patrones similares de codependencia en familias donde hay casos de enfermedad mental. Independientemente de cómo comience la codependencia, tiene un gran impacto en las relaciones familiares.



Fuente: rawpixel.com

Si bien la codependencia debido a adicciones y alcoholismo es común, la codependencia también es común en las relaciones en las que existen factores como adicciones a la comida, adicciones al trabajo, adicciones sexuales o juegos de azar. Los problemas subyacentes, como el abuso físico, emocional o sexual, suelen ser la causa de la codependencia.

Cuando los miembros de la familia o las parejas no saben cómo lidiar adecuadamente con los comportamientos adictivos en alguien que les importa, se crea una disfunción familiar. Las personas sin tendencias adictivas sufren de miedo, ira, dolor o vergüenza, pero lo ignoran o lo niegan. No hablarán de sus emociones ni las confrontarán. Es más fácil reprimir sus sentimientos e ignorar sus propias necesidades en favor de las necesidades de la persona adicta. Desarrollan formas poco saludables de afrontar la situación, como separarse de los demás, evitarlos y fingir que los problemas no existen.

La codependencia es común entre hombres y mujeres y tienden a ser igualmente leales, pero este estudio en el Journal of Substance Abuse muestra que las características de la codependencia se manifiestan de manera diferente en hombres y mujeres. En el estudio, las mujeres codependientes mostraron las siguientes cinco características:

  1. Control
  2. Responsabilidad exagerada
  3. Vale la pena la dependencia
  4. Orientación de rescate
  5. Cambiar de orientación

Por el contrario, los hombres solo mostraron control y responsabilidad exagerada. Los médicos deducen de esos resultados que el sentido de autoestima de los hombres no está tan vinculado a sus parejas como parecen estarlo las mujeres. Es importante intentar romper el ciclo de la codependencia porque las relaciones codependientes afectan tanto a las familias como a las personas en la relación codependiente. Un estudio en México de Ciencia y Salud Colectiva indica que las familias sufren de estrés y tienen una mayor probabilidad de convertirse en adictas cuando una o ambas personas son codependientes. En general, los familiares de personas codependientes tienen una peor calidad de vida en varios aspectos porque el foco principal del tiempo y la energía de la familia se dirige hacia la persona enferma o adicta.

Los miembros de la familia codependiente sacrifican sus propias necesidades y deseos para atender a los miembros de la familia adictos o enfermos. Es este fuerte enfoque y en la salud, la seguridad y el bienestar de otra persona lo que hace que pierda el sentido de sí mismo porque sus propias necesidades y deseos se dejan de lado continuamente.



¿Cómo cambia el comportamiento la codependencia?

Las personas codependientes tienen grandes intenciones al principio. Sienten un sentido de devoción y lealtad hacia la persona que está experimentando dificultades. A medida que se intensifica su enfoque en la otra persona, su propia autoestima disminuye. Puede ser una vida miserable para alguien codependiente. Como resultado, buscan otras formas de ayudarlos a sentirse mejor y más como ellos mismos.

Fuente: rawpixel.com

Aquellos que tienen tendencias codependientes pueden abusar del alcohol o las drogas para ayudarlos a lidiar con su pareja, que los somete a sus propias adicciones. Otros pueden desarrollar otras actividades de afrontamiento como apostar, tener relaciones sexuales promiscuas o volverse adictos al trabajo. Las esposas pueden encubrir el mal comportamiento de su esposo, las madres dan excusas por la actividad criminal de un niño y los padres pueden intentar usar sus conexiones para evitar que sus hijos acepten las consecuencias de sus acciones causadas por el abuso de sustancias. Todos estos son ejemplos de formas poco saludables en que las personas codependientes responden a otras personas que las necesitan.

Desafortunadamente, las personas codependientes que continuamente tratan de “rescatar” a sus seres queridos simplemente permiten que la otra persona continúe por un camino destructivo y dependa aún más de ellos. Las personas codependientes a menudo sienten una sensación de recompensa y satisfacción porque la codependencia las hace sentir necesarias. Con el tiempo, es probable que se sientan resentidos y, en algún momento, se vuelve difícil o imposible liberarse de la relación.

¿Cuáles son los signos de una persona codependiente?

Según Mental Health America, hay signos específicos de codependencia que indican una dinámica de relación tan poco saludable:

  • Responsabilidad general por las acciones de otra persona
  • Una tendencia a amar a las personas que necesitan compasión o empatía y que no pueden ayudarse a sí mismas.
  • Asumir la responsabilidad de ambos
  • Sentirse herido cuando la otra persona los da por sentado.
  • Hacer cualquier cosa para mantener la relación incluso cuando no es razonable
  • Necesitando aprobación y reconocimiento constantes
  • Sentirse culpable cuando necesita actuar en nombre de la otra persona
  • Sentir que necesitan controlar a la otra persona.
  • No confiar en ellos mismos ni en nadie más
  • Miedo a no estar en una relación
  • Tener dificultades para identificar sentimientos genuinos
  • Encuentra que el cambio sea un desafío
  • No puede mantener límites saludables
  • Constantemente sentirse enojado y resentido
  • Mentir para cubrir a la otra persona
  • Disminución de la capacidad de comunicación significativa.
  • Luchando por tomar decisiones

¿Cuáles son los tratamientos adecuados para la codependencia?

Cuanto más comprenda la codependencia, mejor podrá enfrentarla de una manera más saludable. La codependencia a menudo comienza en la infancia de una persona y un terapeuta puede ayudar a una persona a viajar a esos días y descubrir los problemas que llevaron a patrones de comportamiento destructivo en la edad adulta.

parler de gars
Fuente: rawpixel.com

Programar una cita con un consejero profesional autorizado es el mejor primer paso para aprender a reconstruir sus relaciones familiares. Durante la terapia, puede esperar aprender más sobre la codependencia y poder experimentar nuevamente toda su gama de sentimientos sin la culpa o el resentimiento. Muchas personas en relaciones codependientes se benefician de la terapia individual y la terapia grupal con otras personas que luchan con los mismos problemas.