Las estadísticas de anorexia revelan que otros trastornos mentales juegan un papel importante. ¿Cómo?

Según las estadísticas sobre personas con trastornos alimentarios, por lo general, una persona también padece una o más enfermedades. De hecho, algo llamado 'comorbilidad psiquiátrica' ​​es bastante común para las personas con trastornos alimentarios. Esto significa que, junto con el trastorno alimentario, hay otra enfermedad mental en juego. ¿Cuáles son estas enfermedades mentales y cómo afectan la calidad de vida de una persona con anorexia nerviosa?

solitaire triste



Fuente: pxhere.com



Según el Instituto Nacional de Salud Mental, los trastornos alimentarios 'coexisten con frecuencia con otras enfermedades mentales como la depresión, el abuso de sustancias y los trastornos de ansiedad'. El periódico,Investigación en psiquiatría,publicó un estudio que examinó estas enfermedades mentales y su relación con los trastornos alimentarios.

Este estudio examinó a pacientes con anorexia nerviosa, bulimia nerviosa y trastornos por atracón. Su investigación reveló que de todos los pacientes con trastornos alimentarios, más del 70 por ciento de ellos tenían al menos otro tipo de trastorno psicológico. Otra forma de referirse a este fenómeno es la enfermedad mental comórbida.



La ansiedad fue la enfermedad mental más frecuente y se presentó en el 53 por ciento de las personas que fueron estudiadas. En esta investigación, la ansiedad pareció ser la más alta en aquellos con trastorno por atracón y bulimia nerviosa, pero el grupo de anorexia aún mostró ansiedad.

Y en lo que respecta a otros trastornos comórbidos, se descubrió que del 30 al 50 por ciento de las personas con anorexia nerviosa padecían depresión.

Pero, ¿cuál es la relación entre la anorexia nerviosa y un trastorno comórbido, como la depresión o la ansiedad? Por ejemplo, ¿qué fue primero, la anorexia o la otra enfermedad mental? ¿Y en qué medida estas enfermedades comórbidas refuerzan la anorexia nerviosa en los individuos?



La relación entre la depresión y la anorexia nerviosa

A diferencia de muchos casos de atracones y bulimia, donde la depresión a menudo precede al trastorno alimentario, la depresión puede presentarse después de que la anorexia nerviosa haya echado raíces. Según Lisa Lilenfeld, Ph.D., profesora que se especializa en trastornos alimentarios, 'tener un peso muy bajo y desnutrido, que es común en la anorexia, puede causar cambios fisiológicos que se sabe que afectan los estados de ánimo de manera negativa'.

Pero la depresión también puede ocurrir antes de que una persona desarrolle anorexia. Ira Sacker, MD, especialista en trastornos alimentarios, dice que 'a menudo los pacientes [de anorexia] han sufrido mucho trauma emocional', y el trauma emocional puede resultar en depresión, así como en trastornos alimentarios, a medida que pasa el tiempo.



Esto es lo que la terapeuta, autora e investigadora, Hilary McBride, Ph.D., experimentó tanto en su propia vida como en la vida de los clientes con los que ahora trabaja. De hecho, la vergüenza que experimentó McBride fue tan traumática que quiso esconderse dentro de su propio cuerpo, que es exactamente en lo que se convirtió para ella su trastorno alimentario: una forma de escapar del dolor de la vergüenza y el trauma emocional.

La depresión y la anorexia nerviosa comparten síntomas similares



No hace falta decir que una persona con anorexia nerviosa presentará síntomas que indican una pérdida de peso extrema, desnutrición, amenorrea y otros síntomas físicos. Pero estos síntomas no son indicativos de depresión.



la solitude me tue

Fuente: pexels.com

No obstante, tanto la depresión como la anorexia tienen muchos síntomas clave en común. Por ejemplo, estos dos trastornos mentales presentan los siguientes signos:



salle de chat avec des inconnus
  • Fatiga
  • Dificultad para concentrarse
  • Dificultad para tomar decisiones.
  • Saltarse las comidas
  • Falta de emocion
  • Pérdida de interés

Como puede ver, la depresión y la anorexia nerviosa pueden formar un círculo vicioso propio, en el que una enfermedad mental puede empeorar la otra. Esto dificulta saber dónde termina uno y comienza el otro.

Ansiedad y anorexia

Al igual que la depresión, la ansiedad puede provocar o seguir a la anorexia. Sin embargo, la ansiedad es el trastorno más común que acompaña a este trastorno alimentario. De hecho, algunos investigadores incluso dirían que la anorexia debería considerarse un tipo de trastorno de ansiedad. Este es el por qué:

En un estudio publicado enLa Revista Estadounidense de Psiquiatría, se encontró que la mayoría de los participantes del estudio tenían TOC, fobia social y trastorno de ansiedad generalizada desde la niñez antes incluso de que se desarrollara el trastorno alimentario. Incluso las personas que no tenían antecedentes de trastornos de ansiedad, todavía 'tendían a ser ansiosas, perfeccionistas y evitaban el daño'.

Por lo tanto, los investigadores salieron con la hipótesis de que algunas personas son más vulnerables a desarrollar anorexia nerviosa que otras si presentan un trastorno de ansiedad o rasgos ansiosos y perfeccionistas, en general.

¿Por qué la ansiedad es tan frecuente en los casos de anorexia?

Tiene sentido que la ansiedad y la anorexia vayan de la mano. Ambos se centran en la preocupación y la ansiedad y, a menudo, estas emociones negativas rodean la comida, el peso corporal, la imagen corporal, así como el conteo y la restricción de calorías.

Fuente: pexels.com

Si bien algunos investigadores sostienen que la anorexia es una forma de ansiedad, todavía es tema de debate en la comunidad académica.

¿Cuál es el papel del abuso de sustancias en los trastornos alimentarios?

Existe una fuerte evidencia que muestra que los trastornos alimentarios y los trastornos por abuso de sustancias coexisten. La Asociación Nacional de Trastornos de la Alimentación afirma que 'casi el 50 por ciento de las personas con un trastorno de la alimentación (DE) también abusan de las drogas y el alcohol, una tasa cinco veces mayor que la observada en la población general'.

Sin embargo, cuando se trata de trastornos alimentarios específicos, parece que el abuso de sustancias es menos común en las personas con anorexia nerviosa.

Este estudio en el International Journal of Eating Disorders encontró que hay más casos de trastornos por abuso de sustancias entre las personas con bulimia nerviosa que en los tipos de anorexia nerviosa restrictiva y purga.

est-ce que je l'aime

No obstante, la co-ocurrencia tanto del abuso de sustancias como de la anorexia nerviosa es lógica cuando se considera que las personas desarrollan estas dos enfermedades mentales como una forma de ganar el control de alguna área de sus vidas. Además, una gran cantidad de impulsividad es un rasgo compartido entre los dos trastornos mentales.

Y aunque los individuos con anorexia nerviosa tienen tasas más bajas de abuso de sustancias, la presencia de ambas enfermedades puede resultar en una comorbilidad psicológica adicional.

Por lo tanto, se recomienda buscar la intervención temprana de un profesional certificado con licencia. Su valiosa formación y conocimiento pueden ofrecer asesoramiento y asistencia oportunos a alguien que padece dos enfermedades mentales debilitantes.

Y dado que el motivo o la razón detrás del trastorno alimentario y el comportamiento de abuso de sustancias pueden provenir del mismo problema, un especialista puede ayudar a abordar el problema de raíz y tratar ambos trastornos simultáneamente.

¿Cómo se puede ayudar a alguien que tiene anorexia nerviosa?

Es importante buscar ayuda profesional para abordar un trastorno alimentario, como la anorexia. Y dado que la mayoría de los pacientes con anorexia también tienen algún tipo de enfermedad mental comórbida, no siempre es fácil saber cómo usted, como amigo o familiar, puede ayudar.

No obstante, se siente obligado y, a menudo, desea participar y ayudar.

Sin embargo, la situación de cada uno es muy complicada y en capas, y su relación con ellos puede agregar aún más capas que son difíciles de navegar objetivamente.

thérapeute psychodynamique

Estos trastornos son muy difíciles de manejar para la persona enferma, pero también extremadamente desafiantes para la familia y los amigos. Y a veces, para hacer el bien, los seres queridos pueden empeorar las cosas sin saberlo.

Por lo tanto, si su amigo, familiar o colega está lidiando con anorexia y otra enfermedad comórbida, es importante recordar estas sugerencias simples pero cruciales:

  • Recuerde que el trastorno alimentario no se trata de comida. Se trata de algo mucho más profundo.
  • Recuerde que el individuo tiene quequererpara recuperarse para que usted pueda ayudar.
  • Recuerde que no es su lugar ser su salvavidas o su ayudante profesional.
  • Recuérdele a su amigo que está bien obtener ayuda y que usted puede ayudarlo a encontrar un profesional con licencia o certificado si está abierto a eso.
  • Está bien decirle a él o ella que estás preocupado, pero no hagas su situación sobre ti. Se trata de ellos.
  • Sea un espacio abierto para ellos, y eso incluye su negación y resistencia, pero no se deje intimidar. Mantente firme, cariñoso, paciente y apóyalos, peroNuncadel trastorno alimentario.
  • Evite avergonzarlo
  • No niegues, evites o finjas que el trastorno alimentario no está sucediendo
  • No trates de obligarlo a comer.
  • No establezcas ningún ultimátum o sistema de recompensas, como, 'Si no comes más, no haremos x, yoz'. O, 'Si comes este postre, te daré x, yo z'.
  • Evite las conversaciones sobre el peso o la apariencia corporal y, en cambio, concéntrese en sus emociones y sentimientos.
  • No ofrezca soluciones simples. Recuerde que esta es una experiencia complicada para ellos y si la solución fuera tan fácil, probablemente lo habrían descubierto por su cuenta.
  • Escucha

Fuente: pexels.com

Por sí sola, la anorexia nerviosa es una enfermedad mental complicada, pero como revelan las estadísticas, suele ir acompañada de otro trastorno, el más común de los cuales es la ansiedad o la depresión. Si usted o alguien que conoce sufre de estos trastornos, puede ser abrumador y debilitante. Por lo tanto, no dude en obtener ayuda registrándose en Better Help para encontrar cambios positivos y nuevos comienzos.