¿Qué suplementos naturales ayudan con la depresión?

Fuente: pexels.com



Las personas que luchan contra la depresión pueden buscar por todas partes para encontrar algo que les ayude de forma continua. Quieren algo que sea seguro, eficaz y asequible. Los suplementos naturales para la depresión incluyen vitaminas, minerales, remedios herbales y otros suplementos. El único problema es que hay tantas opciones disponibles que puede ser difícil decidirse por un suplemento. Aún así, con la información correcta, puede elegir sabiamente.



Vitaminas para la depresión

Las vitaminas para la depresión tienen la ventaja de ser una opción de bajo costo. También son seguros y fáciles de encontrar en su farmacia local o incluso en el supermercado. Las siguientes vitaminas se han utilizado para ayudar con la depresión.

Vitamina B3



También conocida como niacina, la vitamina B-6 es una vitamina necesaria para la producción de serotonina. Debido a que los niveles bajos de serotonina son comunes en personas con depresión, se cree que la B3 es útil para mejorar el estado de ánimo al aumentar ese neurotransmisor. Una dosis de 20 mg puede ser útil, pero es posible que necesite más si tiene una depresión más grave. La niacina puede causar enrojecimiento, pero hay suplementos de niacina que tienen una función que no produce enrojecimiento.

Vitamina B6

La vitamina B-6 se llama piridoxina, pero la mayoría de la gente la conoce simplemente como B-6. La vitamina B-6 tiene muchos beneficios físicos y neurológicos. B-6 es extremadamente importante para que los nervios funcionen adecuadamente.



Es especialmente importante para las mujeres que tienen síndrome premenstrual y depresión debido a desequilibrios hormonales. Las píldoras anticonceptivas agotan la B-6, por lo que es importante tomar un suplemento de B-6 si toma anticonceptivos. Una dosis de 25 mg suele ser la mejor, pero es posible que necesite más si está tomando píldoras anticonceptivas.

Vitamina B9

La vitamina B-9 también se conoce con los nombres de ácido fólico y ácido fólico. Su uso principal en el cuerpo es ayudar a crear nuevas células. Al igual que la vitamina B-3, el ácido fólico ayuda con la producción de serotonina, por lo que una deficiencia puede causar depresión. Hable con su médico sobre la dosis que debe tomar, pero generalmente se recomiendan 400 mcg.



Fuente: rawpixel.com

Vitamina B12

La vitamina B-12 se ha promocionado durante mucho tiempo como un gran estimulante de energía. Muchas personas tienen niveles bajos de B-12 y el 9% de la población tiene deficiencia de esta vitamina. Vitamina B-12 Sin embargo, todavía no está claro cuánto ayuda la B-12 con la depresión. Una revisión de la investigación encontró que había poca evidencia de que ayude a corto plazo, pero puede ser útil durante un período más largo.

Vitamina C



La vitamina C, también llamada ácido ascórbico, es más popular para prevenir los resfriados. Sin embargo, algunas personas lo toman como ayuda para la depresión. La vitamina C también ayuda al cuerpo a absorber el hierro. Existe cierta evidencia científica que respalda el uso de vitamina C para la depresión, incluido un estudio de pacientes con cáncer de mama que encontró que la vitamina C intravenosa redujo la depresión y mejoró varios otros factores de calidad de vida al mismo tiempo. Otro estudio encontró que la vitamina C fue especialmente útil para los adultos mayores que sufren de depresión y deterioro cognitivo. La dosis debe ser de al menos 100 mg por día, pero no más de 2000 mg por día.

Vitamina D

De todas las vitaminas para la depresión, la vitamina D es uno de los mejores suplementos para la depresión. Aproximadamente el 75% de los adultos tienen deficiencia de vitamina D. La vitamina D ayuda con la función cognitiva y una deficiencia puede conducir a la depresión. Puede obtener su D sentándose a la luz del sol durante al menos 20 minutos al día. Si prefiere un suplemento, 2.000 UI es la dosis preferida.

Fuente: pexels.com

Inositol

El inositol se incluye en esta sección porque se considera una sustancia 'similar a las vitaminas' que se encuentra en plantas y animales. El inositol es útil para problemas físicos como diabetes, menopausia y síndrome de ovario poliquístico. También se usa para varias afecciones mentales, que incluyen esquizofrenia, autismo, TDAH, trastorno bipolar, TOC, trastorno de pánico y sí, depresión. El apoyo de la investigación es mixto, pero un estudio encontró que el inositol puede ser eficaz como tratamiento complementario para la depresión bipolar.

Minerales para la depresión

Algunos minerales pueden ser útiles como suplementos para la depresión. Al igual que las vitaminas, los minerales también son económicos y fáciles de encontrar. Es importante recordar que los minerales deben tomarse en la dosis adecuada. Demasiado poco no tendrá ningún efecto, pero demasiado puede causar problemas físicos.

Cromo

Las personas solo necesitan una cantidad muy pequeña de cromo, pero aún así, hasta el 50% de los adultos estadounidenses tienen deficiencia de cromo. El cromo es importante para equilibrar los niveles de azúcar en sangre, así como para regular las sustancias químicas del cerebro como la serotonina y la melatonina. Tome 200 mcg si no lo obtiene de fuentes dietéticas como las papas y la proteína animal.

Planchar

El hierro puede ser un complemento útil para la depresión, pero es fundamental que no tome demasiado. Los niveles bajos de hierro pueden provocar problemas de baja energía y del estado de ánimo. Tomar hierro puede ayudarlo con la fatiga crónica y la depresión. Tome alrededor de 10 mg dos veces al día y no más.

comment parler à des gens au hasard

Magnesio

Muchas personas han encontrado un beneficio al tomar magnesio para la depresión. De hecho, un estudio concluyó que el magnesio produjo una rápida recuperación de la depresión mayor en menos de siete días en algunos casos. El mismo estudio sugirió que la deficiencia de magnesio podría ser un factor en la mayoría de los casos de depresión mayor.

Casi la mitad de los estadounidenses obtienen menos de la cantidad diaria recomendada de magnesio. La razón por la que el magnesio y el tratamiento para la depresión van tan bien juntos es que el magnesio promueve la relajación y ayuda con la producción de hormonas en el cerebro. Para asegurarse de obtener lo suficiente, puede tomar un suplemento de 320 mg a 450 mg por día. Tómelo una noche para ayudar con el insomnio.

Zinc

Al igual que el cromo, el zinc es un mineral que no necesita mucho para estar sano. Los niveles bajos de zinc pueden causar una serie de trastornos físicos y mentales, incluida la depresión. Los requerimientos diarios recomendados de zinc varían de 11 mg a 14 mg, dependiendo de su sexo y edad. Sin embargo, como tratamiento para la depresión, la dosis recomendada es de 25 mg al día durante 12 semanas.

Suplementos de hierbas para la depresión

Los suplementos de hierbas para la depresión a veces son más costosos y más difíciles de encontrar que las vitaminas y los minerales. Sin embargo, muchas personas los encuentran más beneficiosos o quieren tomarlos además de vitaminas y minerales. Se han utilizado varios remedios a base de hierbas para la depresión.

Ayahuasca

La ayahuasca es una opción interesante en suplementos naturales para la depresión. Proviene de una planta que se encuentra en el Amazonas. En un estudio reciente, la Ayahuasca proporcionó alivio de acción rápida a seis pacientes con depresión recurrente. Aproximadamente la mitad de los sujetos experimentaron vómitos. Sin embargo, este remedio herbal proporcionó un alivio rápido que duró a largo plazo.

Fuente: youtube.com

Betaína anhidra

La betaína anhidra es una sustancia química natural en el cuerpo y en alimentos como la remolacha, las espinacas y el vino tinto. Cuando se combina con SAMe, se ha demostrado que es más eficaz para el tratamiento de la depresión que el antidepresivo amitriptilina. Sin embargo, otros estudios no han mostrado ningún efecto.

Arándano

Las frutas y las hojas de los arándanos se pueden utilizar para preparar suplementos herbales para la depresión. Si toma un suplemento a base de arándano, asegúrese de que no sea arándano, que se llama arándano en algunas partes del mundo. El arándano es diferente. Ha mostrado una pequeña cantidad de evidencia de que podría ser algo efectivo para la depresión si la causa de la depresión es un coágulo en un vaso sanguíneo del cerebro.

Clorella

La clorella es un tipo de alga que se ha utilizado en suplementos naturales para la ansiedad y la depresión. En un estudio, se demostró que la chlorella es eficaz para tratar el trastorno depresivo mayor y la ansiedad. Ayudó con los síntomas físicos y cognitivos de la depresión.

Té verde

El té verde tiene poderosos antioxidantes, por lo que es beneficioso para la salud en general. También se ha utilizado como complemento para la depresión. Mejora el equilibrio y la función de los neurotransmisores. También tiene hasta un 4% de cafeína, lo que ayuda con la función cognitiva y aumenta la liberación de neurotransmisores.

Lavanda

La lavanda se ha utilizado para la depresión, pero hay poca evidencia que respalde su uso para ese propósito. Un estudio encontró que no tuvo ningún efecto sobre la depresión, pero sí disminuyó la ansiedad.

Bálsamo de limón

El bálsamo de limón es una hierba de la familia de la menta, llamada bálsamo de limón por el olor a limón de sus hojas. El jurado aún está deliberando sobre si el bálsamo de limón ayuda con la depresión o no. Se ha demostrado que es eficaz en estudios que utilizan ratas como sujetos, y aún puede demostrarse que es eficaz para ayudar con la depresión en humanos.

Fuente: pixabay.com

Rhodiola Rosea

Rhodiola Rosea es una planta utilizada en remedios a base de hierbas. Los estudios han demostrado que la Rhodiola es eficaz para ayudar con la depresión. Ayuda con los síntomas de la depresión como un bajo rendimiento laboral, problemas para dormir, falta de apetito, irritabilidad y fatiga. Afecta los niveles de monoaminas en el cerebro.

Azafrán

El azafrán es una hierba que se usa a menudo en platos de arroz. Se ha utilizado para tratar la depresión. De hecho, en un estudio, el azafrán en una dosis de 30 mg por día fue tan eficaz como la fluoxetina para tratar la depresión leve a moderada.

Hierba de San Juan

La hierba de San Juan es un remedio popular para la depresión que proviene de una planta con flores. Resulta que es eficaz para reducir los síntomas de depresión. En un estudio, se combinó con ácido fólico y se administró a los sujetos. El estudio concluyó que la combinación funcionó al ayudar a descomponer la serotonina y la noradrenalina y ayudó a regular los receptores de serotonina. Redujo la depresión y el único efecto secundario fue una mayor sensibilidad a la luz ultravioleta.

Cúrcuma

Muchas personas toman la cúrcuma o curcumina (un ingrediente de la cúrcuma) en suplementos para la depresión. Si bien la curcumina parece prometedora como un remedio herbal para la depresión, está lejos de ser un tratamiento probado.

Terapia: otro tratamiento natural para la depresión

Otra forma de disminuir los síntomas de la depresión de forma natural es mediante la psicoterapia. La terapia puede ser beneficiosa por sí sola o cuando se combina con medicamentos o suplementos para la depresión. Es un tratamiento seguro que no interfiere con los medicamentos que toma ni con otras afecciones médicas.

En terapia, puede aprender técnicas de relajación. Puede descubrir cómo dejar de cavilar sobre circunstancias tristes o angustiantes. Puede examinar sus pensamientos y elegir los más útiles a través de la terapia cognitivo-conductual.

Puede hablar con un consejero autorizado para obtener una terapia en línea privada y conveniente en BetterHelp.com. Si la depresión es un problema continuo para usted, comenzar la terapia puede ser la ayuda que necesita para sentirse mejor. A medida que mejora su estado de ánimo, puede desempeñarse mejor en el trabajo, tener relaciones más satisfactorias y vivir la vida que más le convenga.