¿Qué es la anatidofobia y cómo afrontarla?

Fuente: pexels.com



Hay algunas fobias que pueden parecer divertidas al principio, pero para quienes las padecen a diario, no son motivo de risa. Tal es el caso de la anatidofobia.



Anatidaephobia es el miedo a que en cualquier punto, en algún lugar del mundo, un pato o ganso pueda estar mirando a la persona que sufre la fobia. La persona no necesariamente tiene miedo de que el pato o el ganso la ataquen o incluso la toque. Solo temen que el ganso o el pato los esté mirando, controlando lo que están haciendo en cualquier momento del día.

Entendiendo las fobias



psychothérapie vs counseling

Una fobia es un miedo extremo a algo. Las fobias pueden ser irracionales y paralizantes. De hecho, la irracionalidad es lo que hace que una fobia sea una fobia. Tener miedo del pato en su estanque local porque atacó a su perro sin una buena razón es racional. Tener miedo de todos los patos en todas partes porque cree que pueden estar mirándolo y esperando para atacar, no lo es. Sin embargo, a pesar de saber que se trata de un miedo irracional, las personas con anatidafobia no pueden evitar sentir un miedo intenso ante la sola visión de un pato o un ganso.

Una persona que sufre de una fobia experimentará síntomas tanto mentales como físicos cuando el estímulo relacionado esté presente, como ansiedad, un ataque de pánico, temblores y náuseas. Esta es la razón por la que incluso las fobias que suenan más divertidas deben tomarse en serio, ya que es muy probable que haya alguien que esté sufriendo esa misma condición hasta el punto en que interfiere con su capacidad para disfrutar de las actividades cotidianas.

Fobias y ansiedad



Las fobias y la ansiedad van de la mano. Debido a que la ansiedad no es un sentimiento agradable, quienes padecen fobias a menudo hacen todo lo posible para evitar sentir ese sentimiento. Por ejemplo, alguien que tiene acimofobia, o miedo a las agujas, puede evitar programar citas médicas regulares para no tener que preocuparse por estar en la misma habitación que una aguja.

Fuente: pexels.com



Algunas fobias son aparentemente inevitables. En estos casos extremos, la persona puede negarse a salir de la casa para evitar enfrentarse al catalizador de su fobia. En estas situaciones, puede ser increíblemente difícil para la persona buscar ayuda porque no se atreve a salir de la casa para ir al consultorio del médico. Sin embargo, no se pierde toda esperanza. Hoy en día, con las posibilidades que se nos brindan a través de Internet, la ayuda está a un clic de distancia, como nuestros asesores de BetterHelp, que siempre están listos y dispuestos a ayudar.

El origen de la anatidofobia

Anatidaephobia es una creación de Gary Larson, dibujante y creador del popular cómicEl lado lejano, y es una fobia que pertenece a la categoría de fobias de 'ficción y humor'. La palabra 'anatidaephobia' se puede dividir en 'Anatidae', que en griego significa patos, gansos y otros tipos de aves acuáticas, y 'Phobos', que también es griega y se traduce como pavor o miedo.

Si bien las fobias ficticias y humorísticas se pueden conjurar como una respuesta a la idea de que `` cualquiera puede tenerle miedo a cualquier cosa y, por lo tanto, cualquier cosa puede ser una fobia '', los artistas pueden estar dando en el clavo, por así decirlo, a alguien. que ha sufrido este miedo y ahora está agradecido de que se le pueda nombrar por su nombre. Técnicamente, nadie puede sufrir de 'anatidaephobia' porque el nombre en sí no es un término psiquiátrico oficial. Sin embargo, el miedo puede ser muy real y categorizado como miembro de una familia de fobias que ha sido reconocida oficialmente por profesionales.

Las fobias son miedos graves y no deben tomarse a la ligera. Sin embargo, puede ser terapéutico para alguien ver su miedo reflejado en una luz cómica. Esto se debe a que puede ser útil reírse del material relacionado, ya que podría llevar a la persona a aceptar su miedo y dejar de reaccionar a ese estímulo en particular con terror, sino con risa.



Fuente: pexels.com

Sin embargo, el miedo a los patos o gansos tiene el potencial de ser debilitante ya que la persona que padece la afección puede sentir que no puede hacer nada porque está constantemente preocupada por el pato o el ganso que puede estar observándolos. Esto puede provocar aún más fobias, como la agorafobia, que es el miedo a salir de casa.

maltraitance des soignants

Causas de anatidaephobia

Como ocurre con la mayoría de las fobias, la anatidaephobia es más que probable que sea el resultado de una experiencia negativa o incluso traumática que involucre patos o gansos. Una experiencia negativa con aves acuáticas es más común de lo que piensas. Esto se debe a que los patos y los gansos tienden a ser violentos por naturaleza e incluso se sabe que atacan a las personas sin ser provocados. Es posible que te muerdan o se abalancen para robarte la comida. Es por eso que se recomienda que las personas admiren los cisnes desde lejos, en lugar de intentar acercarse a las hermosas aves.

Algo así que le sucede a un niño pequeño tiene el potencial de ser francamente aterrador, lo que lleva a un miedo o sentimientos de intimidación de por vida cuando hay patos o gansos cerca. Además del susto que puede causar ser mordido, también puede ser aterrador para un niño escuchar el fuerte aleteo que pueden hacer las alas de un pájaro mientras se concentra en su comida o presa. Esta es la razón por la que incluso una fobia como esta, que puede parecer tonta al principio, debe tomarse tan en serio como cualquier otra fobia.

Síntomas de anatidaephobia

Los síntomas de la anatidofobia son similares a los que se observan en casos de otras fobias. Los síntomas pueden ser físicos, mentales o emocionales, y pueden diferir de una persona a otra, ya que todos experimentan una situación de manera diferente y, como tal, reaccionan de manera diferente a diferentes estímulos. La ansiedad es el síntoma que se ve con más frecuencia, ya que tiende a ocurrir con cada fobia.

Alguien que no tiene anatidofobia puede sonreír o reírse de la idea de que un pato o un ganso intenten asustarlo, pero para una persona anatidafóbica, este miedo es constante y prevalece en su mente. En casos extremos, la anatidefobia puede negarse a abandonar sus hogares por miedo a que un pato o un ganso se cruce en su camino.

Fuente: rawpixel.com

Los síntomas físicos de la anatidofobia pueden incluir sudoración, temblores, aumento de la presión arterial, boca seca, sensación de asfixia y miedo paralizante que hace que la persona se detenga en seco y se quede clavada en el lugar. Puede que intente gritar o incluso huir. Algunas personas que padecen anatidofobia temen perder el control total de sus cuerpos, como sucumbir a un episodio potencialmente embarazoso que incluye desmayos, mareos o llanto.

symbole de l'amitié

El dolor de pecho y los problemas gastrointestinales no son infrecuentes para quienes padecen esta fobia, ni tampoco la sensación de morir o estar atrapado. Esa anatidafofobia que no tiene miedo de dejar sus hogares por completo puede hacer todo lo posible para evitar viajar a un área que se sabe que tiene una población abundante de gansos o patos.

Tratamiento para Anatidaephobia

Como ocurre con muchas fobias, quienes padecen anatidefobia a menudo se diagnostican a sí mismos y se dan cuenta de que su miedo, aunque muy real y fuerte, es irracional. Sin embargo, también comprenden que son impotentes para controlarlo. Sin embargo, a pesar de esto, muchos enfermos se negarán a ver a un médico por temor a que se rían de ellos o que no los tomen en serio. Como resultado, la fobia puede persistir o incluso empeorar durante años hasta que finalmente busquen tratamiento.

Existen varios métodos de tratamiento que se utilizan para ayudar a los pacientes a superar la anatidaefobia. Uno de esos métodos de tratamiento se llama PNL, o Programación Neurolingüística, que es un tipo de terapia cognitivo-conductual. La terapia cognitivo-conductual funciona atacando nuestros pensamientos 'aprendidos o programados' para reprogramar el cerebro para revertir lo que el paciente ha 'aprendido' y eliminar su miedo.

Los métodos terapéuticos de autoayuda también pueden ser eficaces. Aquí, los terapeutas enseñan a sus pacientes técnicas que conectan sus cuerpos con sus mentes, como la respiración profunda, la meditación y llevar un diario de sus pensamientos positivos. Llevar un diario puede ayudarlos a racionalizar sus pensamientos negativos y finalmente superar su miedo.

Fuente: commons.wikimedia.org

En casos extremos, se pueden recetar medicamentos para ayudar al paciente a sobrellevar los síntomas que resultan de su fobia. La medicación se considera un último recurso, ya que no ataca la raíz del miedo; solo hace que los síntomas sean más fáciles de sobrellevar. Al eliminar el miedo, los síntomas deberían desaparecer naturalmente. Sin embargo, si se espera que el tratamiento sea prolongado, un psiquiatra puede recetar medicamentos para ayudar al paciente a sentirse mejor mientras continúan atacando y tratando de eliminar la verdadera causa de su ansiedad.

Si cree que tiene anatidaefobia y está interfiriendo con su capacidad para disfrutar de su vida, considere comunicarse con uno de nuestros consejeros de BetterHelp para obtener ayuda. Nuestros consejeros están especialmente capacitados para manejar las fobias y pueden ayudarlo a superar su anatidaephobia para siempre y volver a disfrutar de su vida.

Preguntas frecuentes

¿Cómo se llama el miedo a los patos?

La palabra 'miedo' es sinónimo del término 'fobia'. El miedo es una emoción incontrolable y desagradable inducida por algo o alguien. Esta sensación de miedo es irracional y obsesiva. Hay una lista de fobias que incluyen fobia al espacio, fobia a las alturas, fobia a los lugares oscuros, fobias a los animales y otras cosas.

Una de las fobias existentes es el miedo a los patos. Terminológicamente, se le conoce como ANATIDAEPHOBIA. Etimológicamente, anatidaephobia se deriva de la palabra griega 'Anatidae', que significa cisne, patos o gansos y 'Phobos' que significa miedo. Precisamente, la anatidofobia es el miedo irracional y omnipresente a ser observado por un pato. Es una condición de salud mental que lo pone en una situación en la que incesantemente tiene la incontrolable sensación de miedo de que, dondequiera que esté o lo que esté haciendo, lo esté vigilando un pato.

¿Es la anatidofobia una fobia real?

Debe entenderse claramente que la anatidaephobia es una fobia real. El miedo de los patos a los anatidafóbicos es persistente y tiene un efecto sobre los patrones de pensamiento en la vida diaria. Como una verdadera condición de salud mental, el miedo a la fobia a los patos tiene síntomas comunes que incluyen transpiración, temblores o temblores, sequedad de boca, dificultad para tragar, miedo paralizante, gritos o huida (especialmente ver la observación de patos), mareos, desmayos, llanto, malestar gastrointestinal. y dolores de pecho.

amour millénaire

¿Cuál es el miedo a que alguien te esté mirando?

El miedo a que alguien te esté mirando se llama escopofobia o escoptofobia. Es una terminología que etimológicamente se originó de la palabra griega 'skopein 'que significa' mirar o examinar 'y' Phobos 'que significa' profundo temor o aversión '.

La escopofobia, como condición de salud mental, afecta a las personas en diversos grados. Algunas personas están extremadamente afectadas hasta el punto de tener miedo de que alguien las esté mirando todo el tiempo. Algunos otros grupos de personas agorafóbicas tienen miedo de salir de sus puertas porque tienen miedo de que extraños los miren. El miedo a que alguien te esté mirando es un trastorno de ansiedad que hace que las víctimas experimenten otras fobias sociales o específicas que se deterioran cuando no se tratan.

La escopofobia es una fobia específica que puede ser causada por epilepsia o síndrome de Tourette, eventos traumáticos, otras fobias sociales o específicas (miedo escénico o fobia a hablar en público), baja autoestima y autismo o esquizofrenia.

¿Todos tienen fobia?

Existen diferentes tipos de trastornos de ansiedad. Las fobias son el tipo más común. Es una condición de salud mental que puede afectar a cualquier persona independientemente de su sexo y edad. Las fobias se clasifican en dos tipos: fobias simples y fobias complejas. Se explica que las fobias simples son un tipo de fobias que aparecen durante la primera infancia pero que desaparecen a medida que las personas envejecen. Las fobias complejas, como las fobias sociales, se describen como un tipo de fobias que aparecen durante la pubertad o entre finales de la adolescencia y principios de los veinte para la agorafobia.

dysfonctionnel

Prácticamente todo el mundo tiene uno o dos miedos irracionales. La mayoría de las veces, es una reacción menor para la mayoría de las personas. Sin embargo, a veces los miedos pueden convertirse en un trastorno o causar ansiedad extrema que afecta la salud mental de algunas personas.

¿Se pueden curar las fobias?

Las fobias, como otras afecciones de salud mental, pueden tratarse y curarse. Es muy importante conocer los desencadenantes que inducen tus miedos cuando tienes la intención de curar fobias específicas. Los desencadenantes incluyen animal, lugar, objeto o situación. Hay diferentes formas de curar las fobias. Debe saber que, por lo general, se trata una fobia específica a la vez. La mayoría de las veces, los médicos pueden recomendar formas de tratamiento como medicamentos, psicoterapia (terapia de exposición) u otras formas de terapias. Un tratamiento eficaz ayuda a mejorar la calidad de vida con la certeza de que el miedo y la ansiedad se reducen en su vida diaria.

Soluciones Terapéuticas

De hecho, se observa que las fobias específicas se tratan mejor a través de la psicoterapia, que se conoce como terapia de exposición y terapia cognitivo-conductual (TCC). Ayuda eficazmente a controlar una fobia específica.

La terapia de exposición ayuda a cambiar su respuesta de ansiedad. Esta respuesta puede estar relacionada con un objeto o situación que se teme. La terapia de exposición es una forma de terapia que implica exponerlo repetidamente a lo que estimula su fobia específica e incluir sus patrones de pensamiento, sensaciones y sentimientos, en lugar de hacer todo lo posible para evitarlos. En consecuencia, esto le ayuda a saber cómo manejar sus miedos cada vez que aparecen. Por ejemplo, si tiene miedo a los patos o gansos, su terapeuta puede comenzar haciéndolo mirar imágenes de patos, acercándose a uno y luego probablemente quedarse y mirar como un pato lo observa.

Otra mejor forma de terapia es la terapia cognitivo-conductual (TCC). Es la combinación de la terapia de exposición y otras técnicas para saber cómo lidiar de manera efectiva con el objeto o la situación que causa tus miedos de diferentes maneras. La TCC implica aprender a dominar sus pensamientos y sentimientos y a tener confianza en ellos en lugar de darles la oportunidad de abrumarlo.

El uso de medicamentos

Aunque se puede ver clínicamente que la psicoterapia (terapia de exposición) puede ser la mejor forma de tratamiento para fobias específicas. A veces, los médicos recetan medicamentos que pueden ayudar a reducir la posibilidad de que experimente síntomas de trastornos de ansiedad, como el trastorno de ansiedad generalizada o un ataque de pánico, al exponerse a la situación u objeto que desencadena su miedo. Es posible que desee hablar con su médico antes de tomar cualquier medicamento para tratar cualquier condición de salud mental.

Los medicamentos recomendados generalmente incluyen:

  • Bloqueadores beta: Se utilizan para inhibir los efectos de la adrenalina impidiendo que le estimule. La adrenalina provoca un aumento de la frecuencia cardíaca, palpitaciones, presión arterial alta y temblores en las extremidades y la voz causados ​​por el miedo.
  • Sedantes: Se pueden recetar sedantes como las benzodiazepinas. Ayudan a la relajación al reducir su nivel de ansiedad. Es muy pertinente que los sedantes se usen con precaución y con base en la prescripción médica; pueden provocar adicción. Esfuércese por evitar su uso si tiene antecedentes de dependencia de las drogas o el alcohol.

¿Con qué dos fobias nacemos?

Es un hecho conocido que todo el mundo nace con dos fobias específicas. Esto fue descubierto por científicos después de la década de 1990. Estas fobias son:

  • Miedo a caer:Los científicos descubrieron que todo ser humano nace con fobia a caer. Es un miedo que viene con el nacimiento. Esto se demostró a través de un experimento realizado con bebés. Estos bebés se colocaron en un vaso transparente. Los hallazgos de que la mayoría de los bebés mostraron la sensación de miedo ya que tenían miedo de poner sus pies en el vaso.
  • Miedo a nuestro ruido: Este es otro miedo con el que nace la gente. Es una fobia que te hace querer tapar tus aires o enfocar un sonido involuntariamente cuando escuchas un ruido fuerte. Es una reacción que te estimula y pone tu cuerpo en modo de ejecución cuando escuchas una voz fuerte en tu mente subconsciente. A partir de la investigación, se ha demostrado que los bebés se asustan cuando escuchan una voz tan fuerte, incluso cuando no pueden interpretar lo que significa la voz.

¿Las fobias empeoran con la edad?

comment les hommes tombent amoureux

A través de estudios empíricos, se ha demostrado que la fobia puede empeorar con la edad. La mayoría de las veces, esto ocurre cuando alguien sufre de miedo a las alturas. Se ha demostrado que esto empeora más adelante en la vida. Kevin Gournay, profesor emérito en Londres en el Instituto de Psiquiatría, King's College, y autor de The Sheldon Short Guide To Phobias And Panic, apoyó esta afirmación enfatizando la causa diciendo: 'A medida que envejece, su órgano de equilibrio tiende deteriorarse y es probable que se sienta más vulnerable físicamente '.

El profesor Gourney, sin embargo, incluyó que aunque la acrofobia puede empeorar a medida que envejece, otras fobias siguen siendo menos problemáticas a medida que envejece. Muchas fobias disminuyen porque a medida que envejece, menos adrenalina (una hormona responsable del aumento de la frecuencia cardíaca, los latidos del corazón y los mareos) produce su cuerpo.

Es importante saber que hay tendencias más altas que sus fobias pueden mejorar a medida que envejece; sin embargo, si están asociados con la vulnerabilidad, incluido el miedo a las multitudes o las alturas, puede empeorar.

Las fobias como trastornos mentales deben tratarse a tiempo cuando se descubren. Si no se enfrentan a tiempo, puede empeorar con el tiempo. Hay terapias disponibles destinadas a tratar los trastornos mentales. A través de cualquiera de estas terapias, sabrá cómo manejarlo o recibir tratamiento antes de que empeore.

¿Cómo luchas contra el miedo?

El miedo, como reacción incontrolable, puede ser muy perturbador. Invariablemente, debe buscar formas de lidiar con ellos antes de que empeoren. Las siguientes son algunas de las formas en que puede combatir su miedo:

  • Participe en lo que pueda distraerlo de la preocupación. Puede tomar un baño, hacer una taza de té o pasear por la manzana.
  • Cuando se sienta asustado, intente colocar la palma de la mano sobre el estómago y tomar una bocanada profunda lentamente.
  • No se sienta abrumado por sus hazañas, sino enfréntelas.
  • Piense en lo peor que podría suceder, como un ataque cardíaco.
  • Cree una imagen mental que pueda reconfortarlo o tranquilizarlo.
  • Encuentre un centro de tratamiento o un grupo de apoyo
  • Evite el abuso de sustancias o drogas. Esto solo lo empeorará