¿Qué son las emociones primarias y secundarias?

Poder sentir emociones es parte de lo que nos hace humanos. Muchas personas luchan por comprender sus emociones y las cosas que nos hacen sentir tan profundamente. Emocionalmente, a menudo experimentamos una gran variedad de cosas diferentes en respuesta a cualquier situación. Si está deprimido, es un error común pensar que todo lo que siente es tristeza cuando, de hecho, es probable que se sienta solo, invisible, sin importancia, desesperanzado y más. La razón por la que muchos de nosotros luchamos por identificar nuestras emociones correctamente es que a menudo desaparecen tan rápido como aparecen. Estamos constantemente experimentando cosas nuevas, lo que significa que nuestras emociones rara vez son estáticas, lo que complica poder identificar lo que está sucediendo con nuestras emociones.

La realidad es que cuando estamos pasando por un momento emocional, experimentamos muchos movimientos al mismo tiempo. Algunas de nuestras emociones ocurren con más frecuencia y son más pronunciadas que otras y eso nos ayuda a clasificarlas en emociones primarias y secundarias. Cuando nos sentimos extremadamente emocionados, a veces puede ser difícil ponerle un nombre a una emoción. De esa manera, al clasificar las emociones primarias frente a las secundarias, nos ayuda a describir con mayor precisión cómo nos sentimos realmente.





Source: rawpixel.com

¿Qué son las emociones?



Las emociones provienen del término latinomoversees decir, en movimiento. El término es una combinación de energía y movimiento, una expresión de cómo la vida fluye constantemente. Las emociones son algo que sentimos constantemente y pueden suceder cuando las acciones o los sentimientos provocan cierta respuesta dentro de nosotros. Podemos sentir emociones primarias y secundarias de una situación, una experiencia o de recuerdos. Las emociones primarias frente a las secundarias nos ayudan a comprender las cosas que estamos experimentando y a expresar la forma en que esas cosas nos hacen sentir, ya sean buenas o malas.

avantages de la thérapie familiale

A veces, en el caso de un trauma, las emociones pueden atascarse o bloquearse, de modo que cuando las experimentamos de nuevo, no podemos procesarlas ni reaccionar de forma adecuada ante ellas. Las emociones positivas están destinadas a reforzar una experiencia tan agradable para que la busquemos nuevamente. Activan los sistemas de recompensa dentro del cerebro, lo que nos hace sentir seguros. Las emociones negativas, por otro lado, nos advierten de situaciones potencialmente peligrosas y aumentan los instintos de supervivencia dentro de nosotros para que seamos mucho más conscientes. En cierto modo, nuestras emociones han evolucionado para ayudarnos a sobrevivir en una sociedad más cerebral que la de nuestros ancestros lejanos, pero las reacciones son muy parecidas.

Estructurar las emociones



Según HUMAINE, hay 48 emociones reconocidas propuestas en el lenguaje de representación y anotación emocional. A nivel internacional, hay 128 emociones reconocidas, incluidas muchas que no tienen nombre en inglés. La mayoría de los psicólogos están de acuerdo con esto, con la opción de clasificarlos más. El enfoque primario, secundario y terciario se describió originalmente en 1987 en la Revista de Personalidad y Psicología Social como una forma de árbol que comienza con el yo y con emociones primarias, secundarias y terciarias que se extienden como ramas desde el tronco de la personalidad.

Este fue el siguiente paso de la rueda de emociones de Plutchik. La rueda es un diseño mucho más fácil de entender para los clientes porque también usa colores para clasificar las emociones tanto positivas como negativas, además de facilitar la identificación de las emociones opuestas. Esta rueda también fue beneficiosa porque fue más fácil identificar las diferentes intensidades de una sola emoción y la relación entre una emoción y otra.

En 2012, un artículo de investigación basado en los pétalos de Plutchik determinó que quizás los psicólogos eran demasiado amplios en su definición de las emociones. El análisis de 42 músculos faciales utilizados para crear respuestas emocionales solo pudo crear cuatro emociones básicas; todos los demás eran demasiado similares o una sub-emoción de uno de esos cuatro. Por ejemplo, la reacción facial a la sorpresa y la del miedo fueron similares; aunque esto también podría deberse a que la mirada con los ojos abiertos es un instinto de supervivencia para aumentar la atención visual, esencial en la mayoría de las situaciones que provocan miedo o sorpresa.



Primaria y secundaria

Imagina que ha pasado algo, cualquier cosa, y de repente sientes una emoción. Es fuerte; es la primera reacción a lo sucedido. Esa es una emoción primaria. Las emociones primarias son la primera respuesta del cuerpo y, por lo general, son muy fáciles de identificar porque son muy fuertes. Las emociones primarias más comunes son el miedo, la felicidad, la tristeza y la ira.

Estas también pueden ser emociones secundarias dadas diferentes situaciones, pero cuando reaccionamos por primera vez, generalmente es con una de las anteriores. Si sonara el teléfono y alguien comenzara a gritarle sin motivo alguno, probablemente se sentiría enojado o asustado, o si sonara el teléfono y alguien le dijera que su perro había muerto, se sentiría triste. No es necesario que exista un gran estímulo para provocar una emoción primaria. Las emociones primarias son adaptativas porque nos hacen reaccionar de una determinada manera sin ser contaminados o examinados. Son en gran medida una respuesta instintiva, primordial y de supervivencia.

Emociones primarias



Source: rawpixel.com

Las emociones primarias son más transitorias que las secundarias, por lo que son menos complicadas y más fáciles de entender. Lo primero que sentimos está directamente relacionado con el evento o estímulo, pero a medida que pasa el tiempo luchamos por conectar la misma emoción con el evento porque nuestras emociones han cambiado.

Emociones secundarias

¿Qué son las emociones secundarias? La definición de emociones secundarias ayuda a comprender por qué algunas emociones son una ramificación de otras emociones y por qué a veces es difícil para nosotros comprender las emociones secundarias subyacentes que están profundamente conectadas con nuestras emociones primarias.

Las emociones secundarias son mucho más complejas porque a menudo se refieren a los sentimientos que tiene sobre la emoción principal. Estas son emociones aprendidas que obtenemos de nuestros padres o cuidadores principales a medida que crecemos. Por ejemplo, cuando se siente enojado, puede sentirse avergonzado después o cuando siente alegría, puede sentir alivio u orgullo. En Star Wars, el maestro Yoda explicó perfectamente las emociones secundarias: 'el miedo conduce a la ira, la ira conduce al odio, el odio conduce al sufrimiento'.

Source: rawpixel.com

Las emociones secundarias también se pueden dividir en emociones instrumentales. Son inconscientes y habituales. Aprendemos las emociones instrumentales de niños como una forma de condicionamiento. Cuando lloramos, un padre viene a calmarnos; por lo tanto, aprendemos a usar las expresiones faciales y la respuesta asociadas con el llanto cuando necesitamos ese alivio o sensación de seguridad.

Muchos niños pequeños son muy hábiles en utilizar las emociones instrumentales para salirse con la suya con la ira. Un niño pequeño hace un berrinche y los padres ceden para callarlos. A medida que envejecemos, aprendemos que este comportamiento no es apropiado; si no, nos volvemos mimados y manipuladores. Al no aprender la respuesta emocional secundaria correcta, deja a la persona distante y emocionalmente separada de quienes la rodean.

¿Como decir la diferencia?

¿Qué son las emociones primarias y las secundarias y cómo se puede diferenciar? Aparte de que las emociones secundarias son más difíciles de nombrar, hay varias formas de determinar si está sintiendo una emoción primaria o secundaria. En primer lugar, pregúntese si la emoción es directamente una reacción o no. Si es una conexión directa, entonces es una emoción primaria. Si la emoción apareció con fuerza, pero ese sentimiento ha comenzado a desvanecerse, es probable que también sea una emoción primaria; si ocurre lo contrario, es más probable que sea una reacción emocional secundaria.

Si la emoción persiste mucho después de que ha ocurrido el evento o incluso afecta eventos nuevos pero similares o conectados, entonces es probable que sea secundario. Si la emoción es compleja, casi siempre es secundaria. Existen las emociones terciarias, pero tan esquivas como las emociones secundarias son las emociones terciarias son aún más difíciles de precisar.

Para los niños, e incluso algunos adultos, que luchan por identificar sus emociones, una de las formas más fáciles de diferenciar entre emociones primarias y secundarias es usar tarjetas. Una tarjeta de memoria flash puede tener varios sentimientos en un lado (por ejemplo, rabia, envidia, irritación) y si son respuestas primarias o secundarias en el reverso. La persona debe adivinar, o tomar una decisión informada, sobre si los sentimientos y emociones son primarios o secundarios o identificar a qué emoción primaria pertenecen.

¿De qué sirven las emociones primarias y secundarias?

Las emociones primarias y secundarias le dicen mucho a una persona sobre su estabilidad e integridad emocional, pero para un profesional de la salud pueden hacer que el diagnóstico sea mucho más fácil. En lugar de aceptar ciegamente una emoción, ser capaz de comprender de dónde viene y las acciones que llevaron a esa emoción puede actuar como un camino para rastrear el abuso anterior o eventos traumáticos que han dejado cicatrices emocionales.

Encontrar la causa real detrás de la reacción de una persona significa examinar la emoción primaria, mientras que la emoción secundaria ayudará a comprender cómo el paciente procesa la información. Además, al ralentizar el proceso de pensamiento y trabajar conscientemente a través de las razones internas por las que alguien se siente de cierta manera, es probable que comprendan más sobre sí mismos a través de un proceso que hubiera sido completamente inconsciente hasta ahora.

Otra razón por la que identificar las emociones es importante es poder reaccionar ante ellas de manera adecuada. Para alguien que tiene dificultades para manejar las emociones o reaccionar de manera adecuada, el hecho de no poder expresarse puede ser frustrante. Esto, a su vez, conduce a la ira e incluso a la rabia.

définir le jugement

Source: rawpixel.com

Conclusión

Todos experimentan emociones primarias y secundarias. Si le resulta difícil diferenciar sus sentimientos o se siente emocionalmente desapegado, buscar ayuda para hacerlo es esencial para vivir una vida plenamente conectada. Los profesionales de la salud mental con experiencia, como los terapeutas y consejeros de BetterHelp, están allí para ayudarlo a comprender las emociones primarias y secundarias. Todo lo que necesita hacer es acercarse y lo dejará sabiendo lo que significa tener emoción primaria y secundaria y cómo sus emociones están afectando su vida.

Preguntas frecuentes (FAQ)

¿Cuáles son las 8 emociones primarias?

Según los expertos en salud mental y médica, hay 4 emociones primarias. Las emociones restantes se consideran emociones secundarias. Actualmente existen entre 48 y 128 emociones reconocidas universalmente.

¿Qué emociones son emociones secundarias?

Las emociones que sientes como respuesta secundaria se consideran emociones secundarias. Las emociones secundarias ocurren en respuesta a las emociones primarias de miedo, felicidad, tristeza o ira. Ejemplos de emociones secundarias son la culpa, la vergüenza y la confusión.

¿Es la ira una emoción primaria o secundaria?

La ira es una emoción primaria que ocurre naturalmente en respuesta a ciertos desencadenantes emocionales. Lo que desencadena el enojo en una persona puede no desencadenarlo en otra. Es importante aprender qué desencadena su enojo para controlar mejor sus emociones. Un terapeuta autorizado puede ayudarlo a conocer la diferencia entre las emociones primarias y secundarias.

¿Es el amor una emoción secundaria?

El amor se puede considerar una emoción secundaria o primaria según las circunstancias. Si el amor ocurre automáticamente como una respuesta emocional como en el caso de una madre y su hijo, entonces se considera una emoción primaria. Si el amor se desarrolla como resultado de pasar tiempo con alguien, conocerlo y disfrutar de las cosas que hace por ti, el amor es una emoción secundaria.

¿Son los celos una emoción secundaria?

Los celos son una emoción secundaria y, a menudo, están directamente relacionados con la ira. Cuando alguien siente celos, es porque se ha desencadenado la emoción de la ira. Una vez que se ha desencadenado la emoción de la ira, pueden surgir celos en relación con las circunstancias.

¿Es la culpa una emoción secundaria?

Al igual que los celos, la culpa es una emoción secundaria que es el resultado del miedo. Cuando las personas sienten miedo de que las 'descubran' y no se sientan lo suficientemente bien, o que en general se sientan avergonzadas, la culpa puede ocurrir como resultado.