El poder del pensamiento positivo para tu vida y cómo hacerlo

Cuando enfrentamos obstáculos en la vida, el resultado a menudo depende de cómo elijamos reaccionar ante la situación. Aprender a controlar sus pensamientos y asegurarse de que sean positivos y productivos puede cambiar su vida para mejor.

Algunas personas simplemente aceptan que son pesimistas por naturaleza, pero no tiene por qué ser así. Cualquiera puede aprender sobre el poder del pensamiento positivo y transformar sus pensamientos para comenzar a enfocarse más en el lado positivo de la vida.





Fuente: unsplash.com

¿Qué es el pensamiento positivo?

El pensamiento positivo es simplemente una mentalidad en la que cree que sucederán cosas buenas. Es una actitud optimista y puede inspirarlo a ver lo bueno en cada situación, o al menos ver cosas negativas del pasado que suceden en el presente para ver una imagen positiva a largo plazo.



Pensar positivamente tiende a hacer que las personas se sientan más felices y menos estresadas y ansiosas. Al centrarse en lo bueno de una situación y creer que todo saldrá bien al final, gran parte del estrés y la preocupación de la vida diaria se disipa (o, al menos, se reduce).

counseling de couple

El pensamiento positivo no significa que tengas que ignorar por completo los eventos negativos en tu vida o las emociones que los acompañan. Es normal experimentar dificultades y tiene una respuesta emocional. Más bien, el pensamiento positivo significa que usted cree que los tiempos difíciles no durarán para siempre y confía en que hay una luz al final del túnel, incluso cuando atraviesa un período desafiante. Esto evita que la negatividad tenga un gran impacto en su vida.

El pensamiento positivo también está fuertemente arraigado en el diálogo interno o en la forma en que narramos nuestras propias vidas. Al practicar el pensamiento positivo, su diálogo interno adquirirá una visión optimista y esperanzadora. Por ejemplo, si tiene una entrevista de trabajo que no va bien, el pensamiento negativo le diría que no hay forma de que obtenga el trabajo y que la entrevista fue una pérdida de tiempo. El pensamiento positivo cambiaría la narrativa para recordarle que incluso si no consigue el trabajo, fue una buena experiencia y estará aún más preparado para la próxima entrevista de trabajo.



Como puede ver, la forma en que enmarca la narrativa en su mente puede influir en gran medida en su respuesta emocional a un evento. El pensamiento positivo y el diálogo interno positivo pueden hacer que incluso las situaciones malas parezcan más manejables y disminuir el impacto emocional que estos eventos tendrán en usted.

Los beneficios del pensamiento positivo

El pensamiento positivo cambia la narrativa que pasa constantemente por tu mente. Al trabajar activamente para que su diálogo interno sea positivo, la forma en que ve cada situación a lo largo del día cambiará para volverse más optimista. Es probable que se sienta menos estresado y con más control de su vida porque cree que puede superar cualquier desafío que se le presente.



conseil en toxicomanie à proximité

Fuente: pxhere.com

Otro beneficio del pensamiento positivo es la disminución de los niveles de depresión y angustia general. El pensamiento positivo le permite ver lo mejor en cada situación, por lo que las cosas que normalmente le causarían angustia pueden parecer que no son tan importantes. De manera similar, puede ayudar a aliviar la depresión porque lo inspirará a pensar en el panorama general y a creer que todo saldrá bien al final.



Dicho esto, la depresión es una afección grave y el pensamiento positivo por sí solo no será suficiente para ayudar a la mayoría de las personas a controlar su depresión. Si está luchando contra la depresión, definitivamente también trabaje con un terapeuta y un psiquiatra. Un terapeuta puede ofrecer información valiosa sobre cómo manejar mejor sus síntomas, mientras que un psiquiatra puede ayudar a determinar si la terapia médica es adecuada para usted.

Algunas fuentes incluso afirman que el pensamiento positivo tiene beneficios para la salud física, como una mejor salud cardiovascular y una mayor esperanza de vida. No hay una razón clara por la que este sea el caso, pero es probable que se deba a que alguien que practica el pensamiento positivo tiene niveles de estrés en general más bajos, lo que puede afectar negativamente al cuerpo y la salud. También puede ser que las personas con una perspectiva positiva tiendan a llevar un estilo de vida más saludable, con menos consumo de alcohol y drogas.



Si bien no está claro el razonamiento de por qué el pensamiento positivo beneficia la salud, ¿quéesEstá claro que es beneficioso, especialmente para la salud mental.

Consejos para el pensamiento positivo

Como cualquier cambio de estilo de vida, el pensamiento positivo puede ser un hábito difícil de adquirir. Siga estos consejos para que su viaje hacia el pensamiento positivo se desarrolle sin problemas.



Hacer un poco de excavación

psychologue

En la mayoría de los casos, comenzar una práctica de pensamiento positivo no requiere una revisión mental completa. Más bien, ciertas situaciones o emociones te hacen pensar y sentirte negativo. Identifica las circunstancias que te hacen pensar negativamente y escríbelas en una hoja de papel para recordarlas. Esta lista puede incluir situaciones como su viaje diario al trabajo, una reunión semanal con un colega o ir a comprar jeans nuevos, cualquier cosa que le haga pensar negativamente sobre la situación o sobre usted mismo.

Empiece poco a poco comprometiéndose a cambiar sus pensamientos hacia una de las cosas de la lista y haga un esfuerzo por practicar el pensamiento positivo durante esa situación. Una vez que sienta que comprende el pensamiento positivo en un área de su vida, amplíelo a las otras áreas que identificó que necesitan mejorar. Puede encontrar que la lista cambia con el tiempo, y eso está bien. Mientras mantengas la conciencia de cuándo estás pensando en positivo y cuándo estás participando en un diálogo interno negativo, estás en el camino correcto.

Consulte con usted mismo

No podrá adoptar mágicamente el pensamiento positivo de la noche a la mañana por completo. Al comenzar sus esfuerzos, ciertamente habrá momentos en los que se encontrará pensando negativamente. No se castigue por esto. Más bien, simplemente observe que está sucediendo y piense en las circunstancias que provocaron este pensamiento negativo. Luego, cuando se encuentre en situaciones similares en el futuro, debe tener una mayor conciencia de sus emociones y hacer un esfuerzo adicional para pensar positivamente.

Estos controles también son una gran oportunidad para practicar un diálogo interno positivo. Como se indicó anteriormente, no debe castigarse por no dominar el pensamiento positivo de inmediato. Esfuérzate por ser amable contigo mismo en todas las áreas de tu vida, incluidas las evaluaciones de tus esfuerzos de pensamiento positivo.

Hable con un terapeuta en línea

Un terapeuta o un consejero puede ser una persona útil con quien hablar cuando se intenta entrar en pensamientos positivos. Pueden ayudarlo a superar las percepciones negativas que tenga sobre sí mismo que le han impedido pensar en positivo. También es alguien con quien puede hablar cuando no puede participar en pensamientos positivos y puede ayudarlo a mostrar el lado positivo de la situación para cambiar su perspectiva.

Un formato en línea es especialmente adecuado para la terapia del pensamiento positivo debido a su flexibilidad. Puede comunicarse con su terapeuta durante los momentos en que piensa negativamente y trabajar para cambiar su mentalidad de inmediato, en lugar de tener que esperar hasta el horario de su cita semanal para hablar sobre su mentalidad con su terapeuta.

Muévanse

ai-je un test ptsd

El ejercicio es extremadamente beneficioso para la salud física y mental. Una de las formas en que el ejercicio afecta la salud mental es a través de la liberación de endorfinas. Las endorfinas son hormonas que se liberan durante el ejercicio aeróbico y promueven la relajación y la felicidad. Ellos son los responsables de la 'euforia del corredor', que muchas personas sienten después de un entrenamiento.

Fuente: pixabay.com

Además de la endorfina, el ejercicio de refuerzo puede proporcionarle; también ayuda a reducir la ansiedad, lo que facilita mucho el pensamiento positivo. Centrarse en lo bueno de una situación es mucho más sencillo cuando estás en un estado mental tranquilo que cuando estás estresado o ansioso. Tener una rutina de ejercicio regular también puede aumentar tu confianza y, en general, hacerte sentir más feliz, y es un gran complemento para el pensamiento positivo.

Reírse de sí mismo

No importa cuánta energía le dedique al pensamiento positivo, a veces sucederán cosas malas. Puede que no haya forma de controlar ciertas situaciones, pero lo que sí puede controlar es cómo las maneja. Además del pensamiento positivo, haz un esfuerzo por encontrar el humor en las situaciones. Si puedes reírte de ti mismo, la vida se vuelve mucho menos estresante. Buscar el humor, además del optimismo general, es una excelente manera de abordar el pensamiento positivo.

Busque la lección

En la misma línea que el punto anterior, nadie es perfecto. Habrá momentos en la vida en los que te equivoques. Es normal tener una reacción negativa en estos momentos, la mayoría de la gente la tiene. Pero trata de pensar positivamente en estos momentos y busca una lección de tus fracasos. Si no cumplió con una fecha límite importante en el trabajo, piense en lo que va a hacer en el futuro para evitar que esto suceda. Al buscar la lección en cada error y, por lo tanto, usar sus errores como experiencias de aprendizaje para mejorarse, está poniendo un marco positivo en una experiencia negativa.

Practica la atención plena

amnésie dissociative

La atención plena surge mucho en lo que respecta a la salud mental y el bienestar general. Las prácticas de atención plena como la meditación o llevar un diario tienen muchos beneficios, uno de ellos es que nos enseñan a no adjuntar emociones demasiado fuertes a nuestros pensamientos y pueden ayudarnos a pensar en nuestras vidas y problemas desde una perspectiva diferente.

Cuando se trata de pensamiento positivo, dos técnicas de atención plena son especialmente útiles: afirmaciones positivas y vivir en el presente. Repetirte afirmaciones positivas por la mañana puede ponerte en un estado de ánimo positivo durante todo el día. Comience la mañana mirándose en el espejo y diciendo algo edificante, como 'hoy será un gran día'.

Puede ser así de simple o algo más personalizado si hay una afirmación específica que encuentres adecuada para tu vida. También puede escribir sus afirmaciones en un diario si no se siente cómodo diciéndolas en voz alta. De cualquier manera, comenzar el día con una afirmación positiva marca la pauta para seguir pensando todo el día de manera positiva.

Centrarse en el momento presente también puede ayudar con el pensamiento positivo porque, en el momento presente, generalmente no hay nada de qué preocuparse. Si te encuentras atrapado en pensamientos negativos sobre algo que sucedió en el pasado, regresa al momento presente y recuerda que todo está bien. Puede hacer la misma práctica para las ansiedades sobre el futuro. Devolver su atención al momento presente le brinda menos oportunidades de concentrarse en experiencias negativas del pasado o en aquellas que podrían surgir en el futuro.

Rodéate de gente positiva

¿Alguna vez ha tenido un amigo o compañero de trabajo con el que todo lo que hizo fue quejarse? Ya se trate de una tarea o de tu viaje diario, o de cómo luce tu cabello ese día, cualquier queja te pone en un estado de ánimo negativo. Si tienes personas así en tu vida, intenta cambiar el tono de tus conversaciones para enfocarte en cosas positivas.

Fuente: unsplash.com

pourquoi est-ce que je continue de me réveiller à 4h du matin

Aún mejor, trate de pasar la mayor parte de su tiempo con personas que practiquen el pensamiento positivo y que lo hagan sentir bien. Pasar tiempo con personas positivas también puede ayudarlo a comenzar a pensar de manera más positiva. Por supuesto, no podemos controlar las mentes de nuestros amigos, así que si no tienes influencias positivas en tu vida, esfuérzate por ser la influencia positiva en tus amigos y familiares. Si las quejas dominan la conversación, tome la iniciativa de cambiar la narrativa a una de positividad.

El pensamiento positivo es poderoso por sí solo, pero sus beneficios son aún mayores cuando la positividad se expande de su mente a sus conversaciones y relaciones.

Practica el cuidado personal

Muchas personas están tan ocupadas con el trabajo, la escuela, las relaciones y otras obligaciones que rara vez se toman un tiempo para sí mismas. Pero, cuando nos vemos atrapados en todas estas cosas y nos olvidamos de cuidarnos a nosotros mismos, puede ser muy fácil desarrollar una mentalidad negativa o pesimista. Tomarse un tiempo para usted y sus pasatiempos puede brindarle el tiempo que tanto necesita para recargar sus baterías, por lo que es más fácil mantener una perspectiva positiva de la vida.

El poder del pensamiento positivo

El diálogo interno y el pensamiento negativos pueden ser un patrón difícil de romper. Pero eso no significa que sea imposible. El pensamiento positivo es un esfuerzo sumamente valioso y puede cambiar su vida diaria y su salud a largo plazo. Utilice estos consejos para aprovechar el poder del pensamiento positivo y ver qué puede hacer por usted.