Depresión después de un aborto espontáneo: lidiar con un tipo de pérdida único

Mucha gente asume falsamente que el aborto espontáneo es poco común, quizás incluso raro. No se enteran, por lo que no comprenden la frecuencia con la que sucede. Pero el hecho es que entre el 10 y el 15 por ciento de los embarazos conocidos terminan en aborto espontáneo. Otra cosa que a menudo se pasa por alto es que cuando una mujer pierde un embarazo, puede pasar por un período de intenso dolor. Más allá de eso, las mujeres pueden deprimirse durante este momento difícil. La buena noticia es que la depresión es muy tratable, pero debe reconocer que está sucediendo antes de poder obtener ayuda.

la recherche corrélationnelle est la plus utile aux fins de



Fuente: rawpixel.com



¿Cómo se ve la depresión después de un aborto espontáneo?

En cierto modo, la depresión es depresión. Viene con un cierto conjunto de síntomas, sin importar qué lo haya desencadenado. Sin embargo, estos síntomas pueden aparecer de manera diferente en las mujeres que han perdido un embarazo. Estos son algunos de los signos a los que debe prestar atención si le preocupa que pueda estar deprimido.

Estado de ánimo deprimido



Un estado de ánimo deprimido trae sentimientos de tristeza. Es natural que se sienta triste después de perder un embarazo. Después de todo, probablemente ya te hayas unido a esta nueva vida. Esto puede ser cierto sin importar qué tan temprano haya terminado el embarazo. Sus esperanzas para el futuro pueden comenzar a surgir tan pronto como sepa que está embarazada. Ahora, esas esperanzas se han desvanecido y sientes una abrumadora carga de tristeza. Puede llorar con frecuencia y de manera constante.

Pérdida de placer o interés

Uno de los principales signos de la depresión es la pérdida del placer, también llamada anhedonia. Las cosas que alguna vez te hicieron sentir feliz y gozoso ya no tienen ese efecto. Si obtiene un ascenso en el trabajo, es posible que no sienta el placer del éxito. La alegría de pasar tiempo con amigos puede eludirle. Puede dejar de participar en actividades que solía disfrutar o evitar situaciones sociales que alguna vez le parecieron placenteras.



Problemas para dormir

Los problemas para dormir son un signo clásico de depresión. Es posible que tenga problemas para conciliar el sueño o permanecer dormido. O puede que duerma mucho más de lo habitual. Al principio, los problemas para dormir pueden deberse en parte a los cambios que están ocurriendo en su cuerpo. Sin embargo, si los problemas para dormir continúan, pueden deberse a depresión.

Problemas de concentración



Si tiene problemas para concentrarse en las cosas que suceden en su vida ahora, podría ser una señal de que se está deprimiendo. Es posible que tenga problemas para completar las tareas que requieren que se concentre. Es posible que tenga problemas para darse cuenta de los detalles, ya que a menudo se siente distraído o desconectado de su vida.

Cambios en el apetito

Su apetito puede cambiar en la depresión. Puede tener antojos intensos y tener ganas de comer casi todo el tiempo. O, más probablemente, puede sentir que ya nada sabe bien. Puede perder completamente el interés por la comida y la hora de comer.

Duelo por la pérdida

El dolor no es lo mismo que la depresión. El duelo es un proceso natural que le ayuda a aceptar su pérdida y prepararse para la siguiente fase de su vida. La depresión no es natural y no tiene ningún propósito saludable. Sin embargo, el dolor a veces puede derivar en depresión, especialmente si no se da el tiempo y el permiso para pasar por el proceso de duelo de la manera que sea mejor para usted.



Fuente: pexels.com

Esto puede ser difícil, especialmente si no tiene un sistema de apoyo sólido. Es posible que algunas personas en su vida no comprendan que necesita llorar después de un aborto espontáneo. Es posible que no vean cómo podría afectarle mucho. Si bien pueden tener buenas intenciones, su evaluación de la situación está muy fuera de lugar. Tienes todo el derecho a llorar. Ha sufrido una pérdida significativa. Aquí hay algunos pensamientos y sentimientos que pueden surgir mientras está de duelo.

Ya sabes que no puedes volver a como eran las cosas antes del aborto espontáneo. Entonces, ¿qué puede hacer con la angustia emocional que siente en este momento? Lo primero que puede hacer es reconocer sus sentimientos y aceptarlos como parte de lo que está pasando.

Los sentimientos comunes después de un aborto espontáneo incluyen:

  • Incredulidad
  • Entumecimiento
  • Conmoción
  • Culpa
  • Ira
  • Tristeza

Choque y negación

Al principio, puede resultarle difícil creer que ya no está embarazada. Puede preguntarse si su médico tenía razón al decir que tuvo un aborto espontáneo. Esta negación solo podría durar unos días, pero en otros casos, es posible que la experimente durante mucho más tiempo.

Montaña rusa emocional

Es posible que sienta una avalancha de emociones conflictivas en las semanas e incluso meses posteriores a su pérdida. Es importante recordar que esas emociones pueden tener mucho que ver con los cambios hormonales que le están sucediendo inmediatamente después del aborto espontáneo y durante varios meses después. Estos cambios hormonales pueden intensificar sus emociones. Sus emociones también pueden cambiar con frecuencia, dándole la sensación de estar en una montaña rusa emocional.

Culpa no ganada

A menudo surgen sentimientos de culpa en las mujeres que han sufrido un aborto espontáneo. Puede culparse a sí mismo, pensando que seguramente hubo algo que podría haber hecho para prevenirlo. Pero la verdad es que este tipo de culpa no suele ser merecida. Lo más probable es que el problema no esté en algo que hiciste o no hiciste. Sentir una culpa excesiva es un síntoma de depresión, no una señal de que te mereces toda esa culpa.

Ira y sensación de que la vida es injusta

La ira también es parte del proceso de duelo de muchas mujeres después de un aborto espontáneo, y es posible que veas muchos objetivos potenciales para tu ira. Puede estar enojado consigo mismo, con su pareja o con su médico. Puede sentir que alguien debería haber hecho algo para evitarlo. O puede estar enojado con las personas cuando no son lo suficientemente compasivas o no saben la manera correcta de consolarlo. Tu ira puede incluso expandirse a tu Dios o al universo. La vida puede parecer extremadamente cruel e injusta.

Fuente: rawpixel.com

Aceptar la pérdida

Tarde o temprano, puede llegar un momento en el que pueda aceptar que ocurrió esta pérdida. Eso no significa que alguna vez se olvide del aborto espontáneo o del hijo que estaba esperando. Tampoco significa que nunca más tendrás momentos de tristeza por eso. Simplemente significa que está consciente de que, a pesar de la pérdida, su vida continuará y cambiará para adaptarse a su nueva situación de vida. Finalmente siente que está bien concentrarse en otras cosas, sentir momentos de alegría y vivir su vida de una manera que se adapte a sus nuevas circunstancias, todo sin olvidar esta pérdida tan importante en su vida.

Qué puede hacer con la depresión después de un aborto espontáneo

Después de un aborto espontáneo, es posible que se sienta impotente y desesperanzado, especialmente si está deprimido. Sin embargo, no tienes que vivir el resto de tu vida en la miseria. Hay algunas cosas que puede hacer por sí mismo y otras cosas que puede hacer con la ayuda de un terapeuta. Aquí hay algunas formas de superar la depresión después de un aborto espontáneo.

Cosas que puede hacer por usted mismo

Hay varias cosas que puede hacer para prevenir o tratar la depresión después de un aborto espontáneo. Primero, permítete llorar. No importa si alguien más no entiende por qué estás de duelo. Tienes el derecho y la necesidad de llorar.

En segundo lugar, hable con amigos cercanos o familiares sobre lo que está sintiendo y atravesando. Obtenga apoyo de las personas en su vida que sean compasivas, comprensivas y útiles.

En tercer lugar, cuide bien su salud física, incluso si no tiene ganas en este momento. La depresión puede empeorar si no come las cantidades adecuadas de alimentos saludables, no duerme lo suficiente o no hace ejercicio. Puede ser muy difícil pensar en hábitos saludables después de lo que ha pasado, pero es importante recordar que su salud física afectará naturalmente su salud mental.

Maneras en que un terapeuta puede ayudarlo

Muchas mujeres que han sufrido un aborto espontáneo se benefician al hablar con un terapeuta. Su consejero le brinda un fuerte apoyo emocional. Escuchan sin juzgar, lo que le brinda la oportunidad de hablar sobre cosas de las que podría resultar incómodo hablar con los demás. Te ayudarán a darte permiso para vivir el duelo a tu manera.

Su terapeuta también puede proporcionar psicoeducación, enseñándole sobre los problemas por los que está pasando, incluidos el dolor y la depresión. Puede aprender cosas que nunca antes sabía sobre el aborto espontáneo, la depresión y el cuidado de su salud mental.

Además, un terapeuta puede ayudarlo a resolver sus sentimientos confusos sobre la pérdida. Pueden brindarle asesoramiento sobre el duelo para ayudarlo a lidiar con todos los aspectos de su duelo, desde el impacto físico y emocional en usted hasta la forma en que afecta su vida social y espiritual.

Fuente: rawpixel.com

Buscar ayuda para la salud mental puede ser algo que nunca haya hecho antes. Entonces, podría ser un poco aterrador o incómodo considerarlo ahora. Sin embargo, los beneficios superan con creces los inconvenientes para la mayoría de las personas que luchan con problemas emocionales. La buena noticia es que es fácil conectarse con un terapeuta en BetterHelp. Allí, puede encontrar un consejero que lo guíe durante estos días difíciles. Obtener ayuda para la depresión después de un aborto espontáneo tiene mucho sentido para muchas mujeres. A través de la terapia, puede encontrar comprensión, paz y una nueva apreciación del valor de su propio ser.